Artículos

Osama bin Laden asesinado por fuerzas estadounidenses

Osama bin Laden asesinado por fuerzas estadounidenses


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

El 2 de mayo de 2011, Osama bin Laden, el cerebro detrás de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001 en los Estados Unidos, es asesinado por las fuerzas estadounidenses durante una redada en su escondite en Pakistán. El notorio líder de 54 años de Al Qaeda, la red terrorista de extremistas islámicos, había sido el objetivo de una persecución internacional de casi una década.

Revelado: The Hunt for Bin Laden se estrena el domingo 2 de mayo a las 8 / 7c en The HISTORY® Channel.

La redada comenzó alrededor de la 1 am hora local (4 pm EST el 1 de mayo de 2011 en los Estados Unidos), cuando 23 SEAL de la Marina de los EE. UU. En dos helicópteros Black Hawk descendieron sobre el complejo en Abbottabad, un centro turístico y militar al norte de la capital de Pakistán. Islamabad. Uno de los helicópteros se estrelló contra el recinto, pero nadie a bordo resultó herido.

Durante la redada, que duró aproximadamente 40 minutos, cinco personas, incluido Bin Laden y uno de sus hijos adultos, murieron por disparos estadounidenses. Ningún estadounidense resultó herido en el asalto. Posteriormente, el cuerpo de bin Laden fue trasladado en helicóptero a Afganistán para su identificación oficial y luego enterrado en un lugar no revelado en el Mar Arábigo menos de 24 horas después de su muerte, de acuerdo con la práctica islámica.

Justo después de las 11:30 p.m. EST el 1 de mayo (la zona horaria de Pakistán está 9 horas por delante de Washington, DC), el presidente Barack Obama, quien monitoreó la redada en tiempo real a través de imágenes filmadas por un dron que volaba por encima de Abbottabad, pronunció un discurso televisado desde la Casa Blanca, anunciando la muerte de bin Laden. “Se ha hecho justicia”, dijo el presidente. Después de escuchar la noticia, multitudes de vítores se reunieron frente a la Casa Blanca y en Times Square de la ciudad de Nueva York y el sitio de Ground Zero.

LEER MÁS: Cómo el SEAL Team Six eliminó a Osama bin Laden

Con base en archivos de computadora y otras pruebas que los SEAL reunieron durante la redada, se determinó más tarde que bin Laden estaba haciendo planes para asesinar al presidente Obama y llevar a cabo una serie de ataques adicionales contra Estados Unidos, incluido uno en el aniversario del 11 de septiembre, el más grande. ataque terrorista en suelo estadounidense, que dejó casi 3.000 muertos. Poco después del ataque de 2001, el presidente George W. Bush declaró muerto a bin Laden, quien nació en una familia adinerada en Arabia Saudita en 1957 y utilizó su herencia multimillonaria para ayudar a establecer Al Qaeda y financiar sus actividades. o vivo. En diciembre de ese año, las fuerzas respaldadas por Estados Unidos estuvieron a punto de capturar a Bin Laden en un complejo de cuevas en la región afgana de Tora Bora; sin embargo, escapó y continuaría eludiendo a las autoridades estadounidenses durante años.

Una ruptura en la búsqueda de bin Laden se produjo en agosto de 2010, cuando C.I.A. Los analistas rastrearon al mensajero del líder terrorista hasta el complejo de Abbottabad, ubicado detrás de altos muros de seguridad en un vecindario residencial. (Los funcionarios de inteligencia de EE. UU. Pasaron los meses siguientes manteniendo el complejo bajo vigilancia; sin embargo, nunca estuvieron seguros de que bin Laden se escondía allí hasta que tuvo lugar la redada).

Los medios estadounidenses habían informado durante mucho tiempo que se creía que bin Laden se escondía en las áreas tribales remotas a lo largo de la frontera entre Afganistán y Pakistán, por lo que muchos estadounidenses se sorprendieron al saber que el fugitivo más famoso del mundo probablemente había pasado los últimos cinco años de su vida en un pozo. -Área poblada a menos de una milla de una academia militar de élite de Pakistán. Después de la redada, que, según los informes, Estados Unidos llevó a cabo sin informar al gobierno paquistaní de antemano, algunos funcionarios estadounidenses sospecharon que las autoridades paquistaníes ayudaron a albergar a bin Laden en Abbottabad, aunque no hubo pruebas concretas que lo confirmen.

LEER MÁS: 8 hechos sobre el escondite final de Osama bin Laden


Osama bin Laden asesinado por fuerzas estadounidenses - HISTORIA

El 2 de mayo de 2011, Osama bin Laden, el cerebro detrás de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001 en los Estados Unidos, fue asesinado por las fuerzas estadounidenses durante una redada en su escondite en Pakistán.

El líder de 54 años de Al Qaeda, la red terrorista de extremistas islámicos, había sido el objetivo de una persecución internacional de casi una década.

La redada comenzó el 1 de mayo de 2011 en los EE. UU., Cuando 23 SEAL de la Marina de los EE. UU. En dos helicópteros Black Hawk descendieron sobre el complejo en Abbottabad, un centro turístico y militar al norte de la capital de Pakistán, Islamabad. Uno de los helicópteros se estrelló contra el recinto, pero nadie a bordo resultó herido.

Durante la redada, que duró aproximadamente 40 minutos, cinco personas, entre ellas Bin Laden y uno de sus hijos adultos, murieron por disparos estadounidenses.

Posteriormente, el cuerpo de bin Laden fue trasladado en helicóptero a Afganistán para su identificación oficial y luego enterrado en un lugar no revelado en el Mar Arábigo menos de 24 horas después de su muerte, de acuerdo con la práctica islámica.
a través de history.com

En los titulares

¿Quiénes son los hombres que Museveni ha confiado al Ejército?

Hasta su codiciado nombramiento como Jefe de las Fuerzas de Defensa (CDF) ayer, el teniente general Mbadi era el subjefe de las Fuerzas de Defensa.

Covid-19: Uganda recargará 25.000 cilindros de oxígeno médico al día

El presidente dijo que los hospitales de referencia regionales y nacionales rellenarán los cilindros a través de plantas de oxígeno instaladas para seguir el ritmo de la novedad.


Osama Bin Laden muerto, asesinado por las fuerzas estadounidenses

El líder de Al Qaeda, Osama bin Laden, fue asesinado en una redada de operaciones especiales ordenada por el presidente Barack Obama en un complejo en Abbottabad, Pakistán, a unas 60 millas de ese país y la capital de Islamabad.

Aquí está el video del discurso del presidente & # 8217s (la transcripción sigue):

EL PRESIDENTE: Buenas noches. Esta noche, puedo informar al pueblo estadounidense y al mundo que Estados Unidos ha llevado a cabo una operación que mató a Osama bin Laden, el líder de al Qaeda, y un terrorista que es responsable del asesinato de miles de hombres, mujeres y mujeres inocentes. niños.

Hace casi 10 años que un brillante día de septiembre se vio ensombrecido por el peor ataque contra el pueblo estadounidense en nuestra historia. Las imágenes del 11 de septiembre están grabadas a fuego en nuestra memoria nacional & # 8212 aviones secuestrados que atraviesan un cielo despejado de septiembre, las torres gemelas se derrumban en el suelo, el humo negro se eleva desde el Pentágono, los restos del vuelo 93 en Shanksville, Pensilvania, donde las acciones de ciudadanos heroicos salvaron aún más angustia y destrucción.

Y, sin embargo, sabemos que las peores imágenes son aquellas que el mundo no vio. El asiento vacío en la mesa del comedor. Niños que se vieron obligados a crecer sin su madre ni su padre. Padres que nunca conocerían el sentimiento del abrazo de sus hijos y rsquos. Casi 3.000 ciudadanos nos quitaron, dejando un gran vacío en nuestros corazones.

El 11 de septiembre de 2001, en nuestro momento de dolor, el pueblo estadounidense se unió. Les ofrecimos una mano a nuestros vecinos y ofrecimos nuestra sangre a los heridos. Reafirmamos nuestros lazos entre nosotros y nuestro amor por la comunidad y el país. Ese día, sin importar de dónde venimos, a qué Dios oramos o de qué raza o etnia éramos, estábamos unidos como una familia estadounidense.

También estábamos unidos en nuestra determinación de proteger a nuestra nación y llevar ante la justicia a quienes cometieron este cruel ataque. Rápidamente supimos que los ataques del 11 de septiembre fueron llevados a cabo por al Qaeda & # 8212, una organización encabezada por Osama bin Laden, que había declarado abiertamente la guerra a los Estados Unidos y estaba comprometida a matar inocentes en nuestro país y en todo el mundo. Y entonces fuimos a la guerra contra Al Qaeda para proteger a nuestros ciudadanos, nuestros amigos y nuestros aliados.

Durante los últimos 10 años, gracias al incansable y heroico trabajo de nuestros militares y nuestros profesionales de la lucha contra el terrorismo, hemos logrado grandes avances en ese esfuerzo. Hemos interrumpido los ataques terroristas y fortalecido la defensa de nuestra patria. En Afganistán, eliminamos al gobierno talibán, que les había dado refugio y apoyo a Bin Laden y al Qaeda. Y en todo el mundo, trabajamos con nuestros amigos y aliados para capturar o matar a decenas de terroristas de Al Qaeda, incluidos varios que formaron parte del complot del 11 de septiembre.

Sin embargo, Osama bin Laden evitó la captura y escapó a través de la frontera afgana hacia Pakistán. Mientras tanto, al Qaeda continuó operando desde esa frontera y operando a través de sus afiliadas en todo el mundo.

Y así, poco después de asumir el cargo, le ordené a Leon Panetta, el director de la CIA, que hiciera del asesinato o captura de bin Laden la máxima prioridad de nuestra guerra contra Al Qaeda, incluso mientras continuamos nuestros esfuerzos más amplios para interrumpir, desmantelar y derrotar a su red.

Luego, en agosto pasado, después de años de arduo trabajo por parte de nuestra comunidad de inteligencia, se me informó sobre una posible pista de bin Laden. Estaba lejos de ser seguro, y se necesitaron muchos meses para ejecutar este hilo. Me reuní repetidamente con mi equipo de seguridad nacional a medida que desarrollábamos más información sobre la posibilidad de que hubiéramos localizado a bin Laden escondido dentro de un complejo en las profundidades de Pakistán. Y finalmente, la semana pasada, determiné que teníamos suficiente inteligencia para actuar y autoricé una operación para atrapar a Osama bin Laden y llevarlo ante la justicia.

Hoy, bajo mi dirección, Estados Unidos lanzó una operación selectiva contra ese complejo en Abbottabad, Pakistán. Un pequeño equipo de estadounidenses llevó a cabo la operación con un valor y una capacidad extraordinarios. Ningún estadounidense resultó herido. Se cuidaron de evitar víctimas civiles. Después de un tiroteo, mataron a Osama bin Laden y se llevaron su cuerpo.

Durante más de dos décadas, bin Laden ha sido el líder y símbolo de al Qaeda & rsquos, y ha continuado tramando ataques contra nuestro país y nuestros amigos y aliados. La muerte de bin Laden marca el logro más significativo hasta la fecha en el esfuerzo de nuestra nación y rsquos para derrotar a Al Qaeda.

Sin embargo, su muerte no marca el final de nuestro esfuerzo. No hay duda de que Al Qaeda seguirá atacando contra nosotros. Debemos & ndash- y permaneceremos & # 8212 vigilantes en casa y en el extranjero.

Al hacerlo, también debemos reafirmar que Estados Unidos no está, ni nunca estará, ni en guerra con el Islam. He dejado en claro, tal como lo hizo el presidente Bush poco después del 11 de septiembre, que nuestra guerra no es contra el Islam. Bin Laden no era un líder musulmán, era un asesino en masa de musulmanes. De hecho, Al Qaeda ha masacrado a decenas de musulmanes en muchos países, incluido el nuestro. Por lo tanto, todos los que creen en la paz y la dignidad humana deben recibir con agrado su desaparición.

A lo largo de los años, he dejado en claro en repetidas ocasiones que tomaríamos medidas dentro de Pakistán si supiéramos dónde estaba Bin Laden. Eso es lo que hemos hecho. Pero es importante señalar que nuestra cooperación antiterrorista con Pakistán nos ayudó a llegar hasta Bin Laden y el complejo donde se escondía. De hecho, bin Laden también le había declarado la guerra a Pakistán y había ordenado ataques contra el pueblo pakistaní.

Esta noche, llamé al presidente Zardari y mi equipo también ha hablado con sus homólogos paquistaníes. Están de acuerdo en que este es un día bueno e histórico para nuestras dos naciones. Y en el futuro, es esencial que Pakistán continúe uniéndose a nosotros en la lucha contra Al Qaeda y sus afiliados.

El pueblo estadounidense no eligió esta pelea. Llegó a nuestras costas y comenzó con la matanza sin sentido de nuestros ciudadanos. Después de casi 10 años de servicio, lucha y sacrificio, conocemos bien los costos de la guerra. Estos esfuerzos me pesan cada vez que yo, como Comandante en Jefe, tengo que firmar una carta a una familia que ha perdido a un ser querido, o mirar a los ojos a un miembro del servicio que ha sido gravemente herido.

Entonces, los estadounidenses comprenden los costos de la guerra. Sin embargo, como país, nunca toleraremos que nuestra seguridad se vea amenazada, ni nos quedaremos de brazos cruzados cuando nuestra gente haya sido asesinada. Seremos implacables en defensa de nuestros ciudadanos y nuestros amigos y aliados. Seremos fieles a los valores que nos hacen quienes somos. Y en noches como esta, podemos decirles a aquellas familias que han perdido a sus seres queridos por el terror de al Qaeda y rsquos: Se ha hecho justicia.

Esta noche, damos las gracias a los innumerables profesionales de inteligencia y contraterrorismo que y rsquo han trabajado incansablemente para lograr este resultado. El pueblo estadounidense no ve su trabajo ni conoce sus nombres. Pero esta noche, sienten la satisfacción de su trabajo y el resultado de su búsqueda de la justicia.

Agradecemos a los hombres que llevaron a cabo esta operación, que ejemplifican la profesionalidad, el patriotismo y la valentía inigualable de quienes sirven a nuestro país. Y son parte de una generación que ha soportado la mayor parte de la carga desde ese día de septiembre.

Finalmente, permítanme decirles a las familias que perdieron a sus seres queridos el 11 de septiembre que nunca hemos olvidado su pérdida, ni hemos vacilado en nuestro compromiso de hacer lo que sea necesario para evitar otro ataque en nuestras costas.

Y esta noche, pensemos en el sentido de unidad que prevaleció el 11 de septiembre. Sé que, a veces, se ha desgastado. Sin embargo, el logro de hoy es un testimonio de la grandeza de nuestro país y la determinación del pueblo estadounidense.

La causa de asegurar nuestro país no está completa. Pero esta noche, se nos recuerda una vez más que Estados Unidos puede hacer lo que nos propongamos. Esa es la historia de nuestra historia, ya sea por la búsqueda de la prosperidad para nuestro pueblo o la lucha por la igualdad de todos nuestros ciudadanos, nuestro compromiso de defender nuestros valores en el extranjero y nuestros sacrificios para hacer del mundo un lugar más seguro.

Recordemos que podemos hacer estas cosas no solo por la riqueza o el poder, sino por quiénes somos: una nación, bajo Dios, indivisible, con libertad y justicia para todos.

Gracias. Que Dios te bendiga. Y que Dios bendiga a los Estados Unidos de América.


Ejecución de la misión

Apodada como Operación Lanza de Neptuno, la misión comenzó en la madrugada del 2 de mayo de 2011.

Dos helicópteros Stealth Black Hawk partieron de Afganistán con Navy SEAL, listos para encontrar a los más buscados de Estados Unidos. Pero cuando se acercaron al complejo, ocurrió un error técnico salvaje en uno de los helicópteros, lo que obligó a aterrizar en el recinto de bin-Laden.

La sala de control de Obama se quedó en silencio durante unos momentos, pero tensos, y luego se activaron las comunicaciones, indicando que todos estaban a salvo y listos para partir. Ahora estaban en el vientre de la bestia.

El segundo helicóptero aterrizó en las afueras del complejo y desplegó una fuerza a cargo del control de multitudes. Era la una de la madrugada y el sonido de los disparos puso a la gente frenética.

Luego, los operativos se dividieron para asegurar diferentes secciones del complejo. El equipo que investigó la casa de huéspedes se encontró con al-Kuwaiti y su familia. El mensajero de confianza de Bin Laden agarró un rifle para resistir, lo que llevó a los soldados a dispararle. Esto lo mató instantáneamente.

Otro equipo asignado al primer piso del edificio principal se encontró con el hermano de al-Kuwaiti. Una tensa pelea con las fuerzas especiales provocó la muerte de él y su esposa.

Cuando el equipo se acercó a las escaleras hacia el segundo piso, se encontraron con la resistencia del hijo de 23 años de Osama bin-Laden. Quizás hubiera sido el heredero de la organización de su padre si los SEAL no lo hubieran matado también esa noche.

Finalmente, en el tercer piso, los SEAL encontraron su objetivo. Irrumpiendo por la puerta cerrada, tres mujeres protegieron al ahora acorralado bin-Laden. Estos fueron sus últimos momentos.

Uno de los SEAL pensó que las mujeres iban armadas con explosivos, por lo que disparó a una en la pierna y tacleó a las demás. Cuando se produjo el caos, un miembro de su equipo apretó el gatillo en bin-Laden. Inmediatamente después, el soldado envió por radio esta declaración a la base de operaciones:

“¡Por ​​Dios y la Patria! Geronimo! Geronimo! ¡Gerónimo! "

Esto señaló que Geronimo, el nombre en clave de la misión para Osama bin-Laden, acababa de morir en acción. La misión de capturar-matar fue un éxito y los helicópteros de respaldo evacuaron al equipo.


Fuerzas estadounidenses matan a Osama bin Laden

El cuerpo del líder de Al Qaeda, Osama bin Laden, fue enterrado en el mar el lunes, pocas horas después de que el líder terrorista fuera asesinado en una operación de las Fuerzas Especiales de Estados Unidos en Pakistán, la culminación de casi una década de esfuerzos a menudo frustrados para perseguir al autor intelectual de la guerra. mayor ataque terrorista en la historia de Estados Unidos.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, anunció el domingo por la noche que las tropas estadounidenses mataron al líder terrorista después de que Estados Unidos se enteró de su ubicación en una mansión en Abbottabad, aproximadamente a 40 millas de la ciudad capital de Islamabad.

Un análisis de ADN inicial mostró una coincidencia "virtualmente 100 por ciento" del cuerpo con el ADN de varios miembros de la familia bin Laden, dijo el lunes un alto funcionario de inteligencia de Estados Unidos.

La muerte culminó una persecución de varios años para el arquitecto de los ataques del 11 de septiembre de 2001 que dejaron casi 3.000 muertos y alteraron drásticamente la política exterior de Estados Unidos y el sentido de seguridad de la nación. Al mismo tiempo, abre nuevos capítulos en varias narrativas globales que han sido moldeadas por los ataques del 11 de septiembre, incluidas las relaciones a menudo tensas entre los EE. UU. Y Pakistán, la guerra de larga duración en Afganistán y los intentos en todo el Medio Oriente. para derrocar a líderes a menudo autoritarios.

El lunes, Obama señaló el asesinato de bin Laden como un momento para la unidad nacional, y señaló las celebraciones espontáneas del lunes temprano fuera de la Casa Blanca, y en la Zona Cero de la ciudad de Nueva York, donde una vez estuvieron las torres gemelas del World Trade Center. para marcar el momento.


Hoy en la historia militar: el presidente Truman releva del deber al general MacArthur

Publicado el 09 de abril de 2021 01:14:00

El 11 de abril de 1951, el presidente Truman relevó del servicio al general del ejército Douglas MacArthur durante la Guerra de Corea.

MacArthur, un graduado de la Academia Militar de los Estados Unidos, fue considerado un maestro en el arte y la ejecución de la guerra. Y, según muchos relatos, tenía el ego y la arrogancia a la altura. Fue mejor conocido por su brillantez tanto en el teatro del Pacífico de la Segunda Guerra Mundial como en la Guerra de Corea, pero también tuvo algunos errores.

Mientras tanto, Truman había tenido seis años excepcionalmente difíciles en la Casa Blanca, comenzando por reemplazar al icónico Franklin Delano Roosevelt y haciendo el llamado para lanzar la bomba atómica sobre Japón. Estaba comprometido a limitar el alcance de la Guerra de Corea, y ahí es donde los dos comenzaron a chocar.

MacArthur, en pocas palabras, buscaba ganar. En su mente, eso significaba avanzar más al norte y bombardear las bases de MiG en Manchuria, incluso si eso significaba traer tropas nacionalistas chinas.

Las cosas llegaron a un punto crítico cuando MacArthur ordenó el lanzamiento de una ofensiva el 5 de abril de 1951. Dos días después, los barcos estadounidenses fueron enviados desde Formosa, navegando por China. Después del lanzamiento de la ofensiva, Truman se reunió con asesores principales, quienes estuvieron de acuerdo en que MacArthur tenía que irse, pero advirtieron que sería controvertido.

El 11 de abril, Truman relevó a MacArthur para preservar el control civil del ejército. MacArthur recibiría cierto entusiasmo como posible candidato a presidente, pero al final no se postularía. En cambio, después de un discurso ante el Congreso en el que dijo: "Los viejos soldados nunca mueren, simplemente se desvanecen", se retiró hasta su muerte en 1964.

Imagen de portada: El presidente Truman y el general MacArthur se dan la mano en Wake Island, el 15 de octubre de 1950. (Imagen cortesía de la Biblioteca Harry S. Truman)

Artículos

Contenido

No existe un estándar universalmente aceptado para transliterar palabras árabes y nombres árabes al inglés [25], sin embargo, el nombre de bin Laden se traduce con mayor frecuencia como "Osama bin Laden". El FBI y la Agencia Central de Inteligencia (CIA), así como otras agencias gubernamentales de Estados Unidos, han utilizado "Usama bin Laden" o "Usama bin Ladin". Las representaciones menos comunes incluyen "Ussamah bin Ladin" y, en los medios de comunicación en francés, "Oussama ben Laden". Otras grafías incluyen "Binladen" o, como lo usa su familia en Occidente, "Binladin". La descapitalización de compartimiento se basa en la convención de dejar preposiciones breves, artículos y patronímicos sin capitalizar en los apellidos el nasab compartimiento significa "hijo de". La ortografía con o y mi provienen de una pronunciación de influencia persa que también se usa en Afganistán, donde bin Laden pasó muchos años.

El nombre completo de Osama bin Laden, Osama bin Mohammed bin Awad bin Laden, significa "Osama, hijo de Mohammed, hijo de Awad, hijo de Laden". [1] "Mohammed" se refiere al padre de bin Laden Mohammed bin Laden "Awad" se refiere a su abuelo, Awad bin Aboud bin Laden, un miembro de la tribu Kindite Hadhrami "Laden" no se refiere al bisabuelo de bin Laden, que se llamaba Aboud, sino al padre de Aboud, Laden Ali al-Qahtani. [26]

La convención lingüística árabe sería referirse a él como "Osama" u "Osama bin Laden", no solo "bin Laden", ya que "bin Laden" es un patronímico, no un apellido a la manera occidental. Según el hijo de bin Laden, Omar bin Laden, el apellido hereditario de la familia es "al-Qahtani" (en árabe: القحطاني, Al Qahtani), pero el padre de bin Laden, Mohammed bin Laden, nunca registró oficialmente el nombre. [27]

Osama bin Laden también había asumido el kunyah "Abū 'Abdāllāh" ("padre de Abdallah"). Sus admiradores se han referido a él por varios apodos, incluido el "Príncipe" o "Emir" (الأمير, al-Amīr), el "Sheik" (الشيخ, aš-Šaykh), el "jeque yihadista" o "jeque al-Mujahid" (شيخ المجاهد, Šaykh al-Mujāhid), "Hayy" (حج, Ḥajj) y el "Director". [28] La palabra usāmah (أسامة) significa "león", [29] lo que le valió los apodos de "León" y "León Sheik". [30]

Osama bin Mohammed bin Awad bin Laden [1] [31] nació en Riad, Arabia Saudita, hijo del yemení Mohammed bin Awad bin Laden, un magnate de la construcción multimillonario con estrechos vínculos con la familia real saudí, [32] y Mohammed bin La décima esposa de Laden, la siria Hamida al-Attas (entonces llamada Alia Ghanem). [33] En una entrevista de 1998, bin Laden dio su fecha de nacimiento el 10 de marzo de 1957. [34]

Mohammed bin Laden se divorció de Hamida poco después del nacimiento de Osama bin Laden. Mohammed recomendó a Hamida a Mohammed al-Attas, un asociado. Al-Attas se casó con Hamida a fines de la década de 1950 o principios de la de 1960, y todavía están juntos. [35] La pareja tuvo cuatro hijos y Bin Laden vivía en la nueva casa con tres medio hermanos y una media hermana. [33] La familia bin Laden ganó $ 5 mil millones en la industria de la construcción, de los cuales Osama más tarde heredó alrededor de $ 25 a 30 millones. [36]

Bin Laden fue criado como un devoto musulmán sunita. [37] De 1968 a 1976, asistió a la elite Al-Thager Model School. [33] [38] Estudió economía y administración de empresas [39] en la Universidad King Abdulaziz. Algunos informes sugieren que obtuvo un título en ingeniería civil en 1979, [40] o un título en administración pública en 1981. [41] Bin Laden asistió a un curso de inglés en Oxford, Inglaterra durante 1971. [42] Uno la fuente lo describió como "trabajador" [43], otra dijo que dejó la universidad durante su tercer año sin completar un título universitario. [44] En la universidad, el interés principal de bin Laden era la religión, donde participó tanto en la "interpretación del Corán y la jihad" como en el trabajo caritativo. [45] Otros intereses incluían escribir poesía [46] leer, con las obras del mariscal de campo Bernard Montgomery y Charles de Gaulle que se dice que están entre sus sementales negros favoritos y el fútbol de asociación, en el que disfrutaba jugando como delantero centro y seguía al club inglés. Arsenal. [47]

A los 17 años en 1974, bin Laden se casó con Najwa Ghanhem en Latakia, Siria [48] y se separaron antes del 11 de septiembre de 2001. Las otras esposas conocidas de Bin Laden eran Khadijah Sharif (casada en 1983, divorciada en la década de 1990) Khairiah Sabar (casada en 1985) Siham Sabar (casado en 1987) y Amal al-Sadah (casado en 2000). Algunas fuentes también mencionan a una sexta esposa, cuyo nombre se desconoce, cuyo matrimonio con bin Laden fue anulado poco después de la ceremonia. [49] Bin Laden tuvo entre 20 y 26 hijos con sus esposas. [50] [51] Muchos de los hijos de bin Laden huyeron a Irán tras los ataques del 11 de septiembre y, a partir de 2010 [actualización], las autoridades iraníes presuntamente continúan controlando sus movimientos. [52]

Nasser al-Bahri, quien fue el guardaespaldas personal de bin Laden entre 1997 y 2001, detalla la vida personal de bin Laden en sus memorias. Lo describe como un hombre frugal y un padre estricto, que disfrutaba llevando a su numerosa familia en viajes de tiro y picnics en el desierto. [53]

El padre de Bin Laden, Mohammed, murió en 1967 en un accidente aéreo en Arabia Saudita cuando su piloto estadounidense Jim Harrington [54] calculó mal un aterrizaje. [55] El medio hermano mayor de Bin Laden, Salem bin Laden, el subsecuente jefe de la familia bin Laden, fue asesinado en 1988 cerca de San Antonio, Texas, en los Estados Unidos, cuando accidentalmente voló un avión hacia líneas eléctricas. [56]

El FBI describió a Bin Laden como un adulto alto y delgado, entre 1,93 m (6 pies 4 pulgadas) y 1,98 m (6 pies 6 pulgadas) de altura y un peso de alrededor de 73 kilogramos (160 libras), aunque el autor Lawrence Wright, en su libro ganador del premio Pulitzer sobre al-Qaeda, La torre que se avecina, escribe que varios amigos cercanos de Bin Laden confirmaron que los informes sobre su estatura eran muy exagerados y que Bin Laden en realidad tenía "poco más de 6 pies (1,8 m) de altura". [57] Finalmente, después de su muerte, se midió que medía alrededor de 1,93 m (6 pies 4 pulgadas). [58] Bin Laden tenía tez aceitunada y era zurdo, por lo general caminaba con un bastón. Llevaba una keffiyeh blanca sencilla. Bin Laden había dejado de usar el keffiyeh masculino tradicional saudí y en su lugar llevaba el keffiyeh masculino tradicional yemení. [59] Bin Laden fue descrito como de voz suave y de comportamiento apacible. [60]

Un componente importante de la ideología de bin Laden era el concepto de que los civiles de países enemigos, incluidas mujeres y niños, eran objetivos legítimos para que los yihadistas los mataran. [61] [62] Según el ex analista de la CIA Michael Scheuer, quien dirigió la búsqueda de Osama bin Laden por parte de la CIA, el líder de al-Qaeda estaba motivado por la creencia de que la política exterior de Estados Unidos ha oprimido, asesinado o dañado a musulmanes en el Medio. Este. [63] Como tal, la amenaza a la seguridad nacional de Estados Unidos surge no de que al-Qaeda se sienta ofendido por lo que Estados Unidos es, sino más bien por lo que Estados Unidos hace, o en palabras de Scheuer, "Ellos (al-Qaeda) nos odian (los estadounidenses) por lo que hacemos, no por lo que somos ". No obstante, bin Laden criticó a los Estados Unidos por su forma secular de gobierno, pidiendo a los estadounidenses que se conviertan al Islam y rechacen los actos inmorales de fornicación, homosexualidad, intoxicaciones, juegos de azar y usura, en una carta publicada a fines de 2002 [64].

Bin Laden creía que el mundo islámico estaba en crisis y que la restauración completa de la ley Sharia sería la única forma de arreglar las cosas en el mundo musulmán. Se opuso a alternativas como el gobierno secular, [64] así como al panarabismo, el socialismo, el comunismo y la democracia. [65] Se suscribió a la escuela Athari (literalista) de teología islámica. [66]

Estas creencias, junto con la yihad violenta, a veces se han denominado qutbismo después de haber sido promovidas por Sayyid Qutb. [67] Bin Laden creía que Afganistán, bajo el gobierno de los talibanes de Mullah Omar, era "el único país islámico" en el mundo musulmán. [68] Bin Laden insistió constantemente en la necesidad de una yihad violenta para corregir lo que él creía que eran injusticias contra los musulmanes perpetradas por Estados Unidos y, a veces, por otros estados no musulmanes. [69] También pidió la eliminación de Israel y pidió a Estados Unidos que retirara a todos sus civiles y personal militar del Medio Oriente, así como de todos los países islámicos del mundo.

Sus puntos de vista y métodos para lograrlos le habían llevado a ser designado como terrorista por académicos, [70] [71] periodistas de Los New York Times, [72] [73] la BBC, [74] y la estación de noticias de Qatar Al Jazeera, [75] analistas como Peter Bergen, [76] Michael Scheuer, [77] Marc Sageman, [78] y Bruce Hoffman. [79] [80] Fue acusado de cargos de terrorismo por las fuerzas del orden en Madrid, la ciudad de Nueva York y Trípoli. [81]

En 1997, condenó a Estados Unidos por su hipocresía al no etiquetar el bombardeo de Hiroshima como terrorismo. En noviembre de 2001, sostuvo que el asesinato por venganza de estadounidenses estaba justificado porque afirmó que la ley islámica permite a los creyentes atacar a los invasores incluso cuando el enemigo usa escudos humanos. Sin embargo, según Rodenbeck, "esta posición clásica fue originalmente pensada como una justificación legal para los asesinatos accidentales de civiles en circunstancias muy limitadas, no como una base para atacar intencionalmente a los no combatientes". [82] Unos meses más tarde, en una carta de 2002, no hizo mención de esta justificación, pero afirmó que "dado que Estados Unidos es una democracia, todos los ciudadanos son responsables de las acciones de su gobierno y, por lo tanto, los civiles son objetivos justos". [82] [83]

La estrategia general de Bin Laden para lograr sus objetivos contra enemigos mucho más grandes, como la Unión Soviética y Estados Unidos, fue atraerlos a una larga guerra de desgaste en los países musulmanes, atrayendo a un gran número de yihadistas que nunca se rendirían. Creía que esto conduciría al colapso económico de los países enemigos, al "desangrarlos". [84] Los manuales de Al-Qaeda expresan esta estrategia. En una cinta de 2004 transmitida por Al Jazeera, bin Laden habló de "Estados Unidos sangrando hasta el punto de la bancarrota". [85]

Autores como Max Rodenbeck y Noah Feldman han alegado varios errores e inconsistencias en los argumentos de bin Laden. Invocó la democracia como un ejemplo del engaño y la fraudulencia del sistema político occidental (la ley estadounidense es "la ley de los ricos y ricos" [86]) y como la razón por la que los civiles son responsables de las acciones de su gobierno y, por lo tanto, pueden ser legalmente castigados. por la muerte. [87] Denunció la democracia como una "religión de ignorancia" que viola el Islam al emitir leyes creadas por el hombre, pero en una declaración posterior compara favorablemente la democracia occidental de España con el mundo musulmán en el que el gobernante es responsable. Rodenbeck afirma: "Evidentemente, [bin Laden] nunca ha escuchado justificaciones teológicas para la democracia, basadas en la noción de que la voluntad del pueblo debe reflejar necesariamente la voluntad de un Dios omnisciente". [82]

Bin Laden era muy antisemita, afirmando que la mayoría de los eventos negativos que ocurrieron en el mundo fueron el resultado directo de acciones judías. En una entrevista de diciembre de 1998 con el periodista paquistaní Rahimullah Yusufzai, bin Laden declaró que la Operación Zorro del Desierto era una prueba de que los judíos israelíes controlaban los gobiernos de Estados Unidos y el Reino Unido, ordenándolos que mataran a tantos musulmanes como pudieran. [88] En una carta publicada a finales de 2002, afirmó que los judíos controlaban los medios de comunicación civiles, la política y las instituciones económicas de Estados Unidos. [64] En una entrevista de mayo de 1998 con John Miller de ABC, bin Laden declaró que el objetivo final del estado israelí era anexar la Península Arábiga y el Medio Oriente a su territorio y esclavizar a sus pueblos, como parte de lo que llamó un "Gran Israel ". [89] Afirmó que judíos y musulmanes nunca podrían llevarse bien y que la guerra era "inevitable" entre ellos, y acusó además a Estados Unidos de despertar el sentimiento antiislámico. [89] Afirmó que el Departamento de Estado de EE. UU. Y el Departamento de Defensa de EE. UU. Estaban controlados por judíos, con el único propósito de cumplir los objetivos del estado israelí. [89] A menudo lanzaba advertencias contra supuestas conspiraciones judías: "Estos judíos son maestros de la usura y líderes en la traición. No te dejarán nada, ni en este mundo ni en el próximo". [90] Los musulmanes chiítas han sido incluidos junto con los herejes, Estados Unidos e Israel como los cuatro principales enemigos del Islam en las clases de ideología de la organización al-Qaeda de bin Laden. [91]

Bin Laden se oponía a la música por motivos religiosos [92] y su actitud hacia la tecnología era mixta. Estaba interesado en la maquinaria de movimiento de tierras y la ingeniería genética de plantas por un lado, pero rechazaba el agua fría por el otro. [93]

Bin Laden también creía que el cambio climático era una seria amenaza y escribió una carta instando a los estadounidenses a trabajar con el presidente Barack Obama para tomar una decisión racional para "salvar a la humanidad de los gases nocivos que amenazan su destino". [94] [95]

Muyahidines en Afganistán

Después de dejar la universidad en 1979, bin Laden fue a Pakistán, se unió a Abdullah Azzam y usó dinero y maquinaria de su propia empresa de construcción para ayudar a la resistencia muyahidín en la guerra afgano-soviética. [96] Más tarde le dijo a un periodista: "Me sentí indignado de que se hubiera cometido una injusticia contra el pueblo de Afganistán". [97] De 1979 a 1992, los Estados Unidos (como parte de las actividades de la CIA en Afganistán, específicamente la Operación Ciclón), Arabia Saudita y China proporcionaron entre $ 6 y 12 mil millones en ayuda financiera y armas a decenas de miles de muyahidines a través de Pakistán. Inteligencia interservicios (ISI). [98] El periodista británico Jason Burke escribió que "No recibió ningún financiamiento o entrenamiento directo de los Estados Unidos durante la década de 1980. Tampoco sus seguidores. Los muyahidines afganos, a través de la agencia de inteligencia ISI de Pakistán, recibieron grandes cantidades de ambos. los árabes luchando contra los soviéticos, pero nada significativo ". [99] Bin Laden conoció y entabló relaciones con Hamid Gul, quien era un general de tres estrellas en el ejército paquistaní y jefe de la agencia ISI. Aunque Estados Unidos proporcionó el dinero y las armas, el entrenamiento de los grupos militantes fue realizado íntegramente por las Fuerzas Armadas de Pakistán y el ISI. [100] Según algunos oficiales de la CIA, a principios de 1980, Bin Laden actuó como enlace entre la Presidencia de Inteligencia General de Arabia Saudita (GIP) y los caudillos afganos, pero no existe evidencia de contacto entre la CIA y Bin Laden en los archivos de la CIA. Steve Coll afirma que, aunque bin Laden puede no haber sido un agente formal y asalariado del GIP, "parece claro que bin Laden tenía una relación sustancial con la inteligencia saudí". [101] El primer entrenador de Bin Laden fue el comando de las Fuerzas Especiales de Estados Unidos Ali Mohamed. [102]

En 1984, bin Laden y Azzam establecieron Maktab al-Khidamat, que canalizaba dinero, armas y combatientes de todo el mundo árabe hacia Afganistán. A través de al-Khadamat, la fortuna familiar heredada de bin Laden [103] pagó billetes de avión y alojamiento, pagó el papeleo con las autoridades paquistaníes y proporcionó otros servicios similares a los combatientes yihadistas. Bin Laden estableció campamentos dentro de Khyber Pakhtunkhwa en Pakistán y entrenó a voluntarios de todo el mundo musulmán para luchar contra el régimen respaldado por los soviéticos, la República Democrática de Afganistán. Entre 1986 y 1987, bin Laden estableció una base en el este de Afganistán para varias docenas de sus propios soldados árabes. [104] Desde esta base, bin Laden participó en alguna actividad de combate contra los soviéticos, como la Batalla de Jaji en 1987. [104] A pesar de su poca importancia estratégica, la batalla fue alabada por la prensa árabe dominante. [104] Fue durante este tiempo que muchos árabes lo idolatraron. [12]

1988 Masacre de Gilgit

En mayo de 1988, respondiendo a los rumores de una masacre de sunitas por parte de chiítas, un gran número de chiítas de Gilgit y sus alrededores, Pakistán, fueron asesinados en una masacre. [105] Los civiles chiítas también fueron objeto de violaciones. [106]

B. Raman, fundador del ala de investigación y análisis de la India, alega que la masacre [107] fue en respuesta a una revuelta de los chiítas de Gilgit durante el gobierno del dictador militar Zia-ul Haq. [108] Alegó que el ejército de Pakistán indujo a Osama bin Laden a liderar un grupo armado de tribus sunitas, desde Afganistán y la Provincia de la Frontera Noroeste, hacia Gilgit y sus alrededores para reprimir la revuelta. [109]

Formación y estructuración de al-Qaeda

En 1988, bin Laden se había separado de Maktab al-Khidamat. Mientras que Azzam actuó como apoyo para los combatientes afganos, bin Laden quería un papel más militar. Uno de los principales puntos que condujeron a la división y la creación de al-Qaeda fue la insistencia de Azzam en que los combatientes árabes se integraran entre los grupos de lucha afganos en lugar de formar una fuerza de combate separada. [110] Notas de una reunión de bin Laden y otros el 20 de agosto de 1988 indican que al-Qaeda era un grupo formal en ese momento: "Básicamente una facción islámica organizada, su objetivo es levantar la palabra de Dios, hacer su religión victoriosa ". Una lista de requisitos para ser miembro detallaba lo siguiente: capacidad para escuchar, buenos modales, obediencia y hacer una promesa (bayat) seguir a los superiores. [111]

Según Wright, el nombre real del grupo no se usó en pronunciamientos públicos porque su existencia todavía era un secreto muy bien guardado. [112] Su investigación sugiere que al-Qaeda se formó en una reunión del 11 de agosto de 1988 entre varios líderes de alto rango de la Jihad Islámica Egipcia, Abdullah Azzam y bin Laden, donde se acordó unir el dinero de bin Laden con la experiencia del Organización de la Jihad Islámica y retomar la causa yihadista en otros lugares después de que los soviéticos se retiraron de Afganistán. [113]

Tras la retirada de la Unión Soviética de Afganistán en febrero de 1989, Osama bin Laden regresó a Arabia Saudita como héroe de la yihad. [114] Junto con su legión árabe, se pensaba que había derribado a la poderosa superpotencia de la Unión Soviética. [115] Después de su regreso a Arabia Saudita, bin Laden participó en movimientos de oposición a la monarquía saudí mientras trabajaba para su empresa familiar. [114] Ofreció enviar a al-Qaeda para derrocar al gobierno del Partido Socialista Yemení alineado con los soviéticos en el sur de Yemen, pero fue rechazado por el príncipe Turki bin Faisal.Luego trató de interrumpir el proceso de unificación yemení asesinando a los líderes de YSP, pero fue detenido por el ministro del Interior saudí, el príncipe Nayef bin Abdulaziz, después de que el presidente Ali Abdullah Saleh se quejara al rey Fahd. [116] También estaba enojado por las luchas tribales intestinas entre los afganos. [12]

La invasión iraquí de Kuwait bajo Saddam Hussein el 2 de agosto de 1990 puso en peligro al reino saudí y a la familia real. Con las fuerzas iraquíes en la frontera saudí, la apelación de Saddam al panarabismo estaba potencialmente incitando a la disidencia interna. Una semana después de que el rey Fahd accediera a la oferta de asistencia militar estadounidense del secretario de Defensa de los Estados Unidos, Dick Cheney, Bin Laden se reunió con el rey Fahd y el ministro de Defensa saudí, Sultán, y les dijo que no dependieran de la ayuda no musulmana de los Estados Unidos y otros y se ofreció a ayudar a defender Arabia Saudita con su legión árabe. Cuando Sultan preguntó cómo bin Laden defendería a los combatientes si Saddam usara armas químicas y biológicas iraquíes contra ellos, respondió: "Lucharemos contra él con fe". [117] La ​​oferta de Bin Laden fue rechazada y la monarquía saudí invitó al despliegue de fuerzas estadounidenses en territorio saudí. [118]

Bin Laden denunció públicamente la dependencia de Arabia Saudita de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos, argumentando que el Corán prohibía a los no musulmanes poner un pie en la Península Arábiga y que dos santuarios más sagrados del Islam, La Meca y Medina, las ciudades en las que el profeta islámico Mahoma recibió y recitó El mensaje de Alá solo debe ser defendido por musulmanes. Bin Laden intentó convencer al saudí ulama emitir una fatwa condenando el despliegue militar estadounidense, pero los clérigos de alto rango se negaron por temor a la represión. [119] Las críticas de Bin Laden a la monarquía saudí los llevaron a tratar de silenciarlo. La 82.a División Aerotransportada de los EE. UU. Aterrizó en la ciudad de Dhahran, en el noreste de Arabia Saudita, y se desplegó en el desierto a apenas 400 millas de Medina. [12]

Mientras tanto, el 8 de noviembre de 1990, el FBI allanó la casa en Nueva Jersey de El Sayyid Nosair, un asociado del operativo de al-Qaeda Ali Mohamed. Descubrieron abundante evidencia de complots terroristas, incluidos planes para volar rascacielos de la ciudad de Nueva York. Esto marcó el descubrimiento más temprano de planes terroristas de al-Qaeda fuera de los países musulmanes. [120] Nosair finalmente fue condenado en relación con el atentado con bomba en el World Trade Center de 1993, y luego admitió su culpabilidad por el asesinato del rabino Meir Kahane en la ciudad de Nueva York el 5 de noviembre de 1990.

Mudarse a Sudán

En 1991, bin Laden fue expulsado de Arabia Saudita por su régimen después de criticar repetidamente la alianza saudí con Estados Unidos. [114] [121] Él y sus seguidores se trasladaron primero a Afganistán y luego se trasladaron a Sudán en 1992, [114] [121] en un acuerdo negociado por Ali Mohamed. [122] El destacamento de seguridad personal de Bin Laden consistía en guardaespaldas seleccionados personalmente por él. Su arsenal incluía SA-7, misiles Stinger, AK-47, juegos de rol y ametralladoras PK. [123] Mientras tanto, en marzo-abril de 1992, bin Laden intentó jugar un papel pacificador en la escalada de la guerra civil en Afganistán, instando al señor de la guerra Gulbuddin Hekmatyar a unirse a los otros líderes muyahidines que negociaban un gobierno de coalición en lugar de intentar conquistar Kabul por sí mismo. . [124]

La inteligencia de Estados Unidos monitoreó a Bin Laden en Sudán usando operativos para que corrieran diariamente y para fotografiar las actividades en su complejo, y usando una casa segura de inteligencia y señales de inteligencia para vigilarlo y registrar sus movimientos. [125]

Sudán y regreso a Afganistán

En Sudán, bin Laden estableció una nueva base para las operaciones de los muyahidines en Jartum. Compró una casa en la calle Al-Mashtal en el próspero barrio de Al-Riyadh y un retiro en Soba en el Nilo Azul. [126] [127] Durante su estadía en Sudán, invirtió fuertemente en infraestructura, agricultura y negocios. Era el agente en Sudán de la empresa británica Hunting Surveys, [128] y construyó carreteras con las mismas excavadoras que había empleado para construir pistas de montaña en Afganistán. Muchos de sus trabajadores eran los mismos combatientes que habían sido sus camaradas en la guerra contra la Unión Soviética. Fue generoso con los pobres y popular entre la gente. [129] [130] Continuó criticando al rey Fahd de Arabia Saudita. En respuesta, en 1994, Fahd despojó a bin Laden de su ciudadanía saudí y convenció a su familia de que le quitara el estipendio de 7 millones de dólares al año. [131] [132]

En ese momento, bin Laden estaba siendo vinculado con la Jihad Islámica Egipcia (EIJ), que constituía el núcleo de al-Qaeda. En 1995, la EIJ intentó asesinar al presidente egipcio Hosni Mubarak. El intento fracasó y Sudán expulsó al EIJ.

El Departamento de Estado de Estados Unidos acusó a Sudán de ser patrocinador del terrorismo internacional y a bin Laden de operar campos de entrenamiento terrorista en el desierto de Sudán. Sin embargo, según los funcionarios de Sudán, esta postura se volvió obsoleta cuando el líder político islamista Hassan al-Turabi perdió influencia en su país. Los sudaneses querían comprometerse con Estados Unidos, pero los funcionarios estadounidenses se negaron a reunirse con ellos incluso después de haber expulsado a Bin Laden. No fue hasta 2000 que el Departamento de Estado autorizó a los funcionarios de inteligencia estadounidenses a visitar Sudán. [128]

A finales de 1995, cuando Bin Laden todavía estaba en Sudán, el Departamento de Estado y la Agencia Central de Inteligencia (CIA) se enteraron de que funcionarios sudaneses estaban discutiendo con el gobierno saudí la posibilidad de expulsar a Bin Laden. El oficial paramilitar de la CIA Billy Waugh localizó a Bin Ladin en Sudán y preparó una operación para detenerlo, pero se le negó la autorización. [133] El embajador de Estados Unidos, Timothy Carney, animó a los sudaneses a seguir este camino. Los saudíes, sin embargo, no querían a Bin Laden, dando como razón la revocación de su ciudadanía. El ministro de defensa de Sudán, Fatih Erwa, ha afirmado que Sudán se ofreció a entregar a Bin Laden a Estados Unidos. La Comisión no ha encontrado evidencia creíble de que esto sea así. El embajador Carney solo tenía instrucciones de presionar a los sudaneses para que expulsaran a Bin Laden. El embajador Carney no tenía base legal para pedir más a los sudaneses ya que, en ese momento, no había ninguna acusación pendiente contra bin Laden en ningún país. [134]

El Informe de la Comisión del 11-S establece además:

En febrero de 1996, los funcionarios sudaneses comenzaron a acercarse a funcionarios de los Estados Unidos y otros gobiernos, preguntándoles qué acciones de ellos podrían aliviar la presión extranjera. En reuniones secretas con funcionarios saudíes, Sudán ofreció expulsar a Bin Laden a Arabia Saudita y pidió a los saudíes que lo perdonaran. Los funcionarios estadounidenses se dieron cuenta de estas discusiones secretas, ciertamente en marzo. Al parecer, los funcionarios sauditas querían que Bin Laden fuera expulsado de Sudán. Sin embargo, ya le habían revocado la ciudadanía y no tolerarían su presencia en su país. Además, es posible que Bin Laden ya no se sintiera seguro en Sudán, donde ya había escapado de al menos un intento de asesinato que creía que había sido obra de los regímenes egipcio o saudí y pagado por la CIA.

Debido a la creciente presión sobre Sudán por parte de Arabia Saudita, Egipto y Estados Unidos, a bin Laden se le permitió irse al país de su elección. Eligió regresar a Jalalabad, Afganistán, a bordo de un vuelo fletado el 18 de mayo de 1996, allí forjó una estrecha relación con Mullah Mohammed Omar. [135] [136] Según la Comisión del 11-S, la expulsión de Sudán debilitó significativamente a Bin Laden y su organización. [137] Algunas fuentes de inteligencia africanas han argumentado que la expulsión dejó a bin Laden sin otra opción que convertirse en un radical a tiempo completo, y que la mayoría de los 300 árabes afganos que se fueron con él posteriormente se convirtieron en terroristas. [128] Varias fuentes informan que bin Laden perdió entre $ 20 millones [138] y $ 300 millones [139] en Sudán, el gobierno confiscó su equipo de construcción y bin Laden se vio obligado a liquidar sus negocios, tierras e incluso sus caballos.

Declaración de guerra de 1996 y fatwa de 1998

En agosto de 1996, bin Laden declaró la guerra a Estados Unidos. [140] A pesar de la garantía del presidente George H. W. Bush al rey Fahd en 1990, de que todas las fuerzas estadounidenses con base en Arabia Saudita serían retiradas una vez que se hubiera abordado la amenaza iraquí, en 1996 los estadounidenses todavía estaban allí. Bush citó la necesidad de lidiar con los restos del régimen de Saddam (que Bush había decidido no destruir). La opinión de Bin Laden era que "los 'males' del Medio Oriente surgieron del intento de Estados Unidos de apoderarse de la región y de su apoyo a Israel. Arabia Saudita se había convertido en una colonia estadounidense". [14]

En 1998 emitió una fatwā contra los Estados Unidos, que se publicó por primera vez en Al-Quds Al-Arabi, un periódico con sede en Londres. Se tituló "Declaración de guerra contra los estadounidenses que ocupan la tierra de los dos lugares santos". [141] Arabia Saudita a veces se llama "La tierra de las dos mezquitas sagradas" en referencia a La Meca y Medina, los dos lugares más sagrados del Islam. La referencia a la ocupación en el fatwā se refería a las fuerzas estadounidenses con base en Arabia Saudita con el propósito de controlar el espacio aéreo en Irak, conocida como Operación Southern Watch.

En Afganistán, bin Laden y al-Qaeda recaudaron dinero de donantes de los días de la yihad soviética y del ISI paquistaní para establecer más campos de entrenamiento para combatientes muyahidines. [142] Bin Laden se hizo cargo efectivamente de Ariana Afghan Airlines, que transportaba a militantes islámicos, armas, dinero en efectivo y opio a través de los Emiratos Árabes Unidos y Pakistán, además de proporcionar identificaciones falsas a miembros de la red terrorista de bin Laden. [143] El contrabandista de armas Viktor Bout ayudó a dirigir la aerolínea, manteniendo aviones y cargando carga. Michael Scheuer, jefe de la unidad bin Laden de la CIA, concluyó que Ariana estaba siendo utilizada como un servicio de taxi terrorista. [144]

Ataques tempranos y ayuda para ataques

Se cree que el primer atentado con bomba que involucró a bin Laden fue el atentado con bomba del 29 de diciembre de 1992 en el hotel Gold Mihor en Adén en el que murieron dos personas. [114]

Después de este bombardeo, se informó que al-Qaeda desarrolló su justificación para el asesinato de personas inocentes. Según una fatwa emitida por Mamdouh Mahmud Salim, la muerte de alguien que se encuentra cerca del enemigo está justificada porque cualquier espectador inocente encontrará una recompensa adecuada en la muerte, yendo a Jannah (paraíso) si fueran buenos musulmanes y para Jahannam (infierno) si fueran malos o no creyentes. [145] La fatwa se emitió para miembros de al-Qaeda pero no para el público en general.

En la década de 1990, al-Qaeda de bin Laden ayudó a los yihadistas financieramente y, a veces, militarmente en Argelia, Egipto y Afganistán. En 1992 o 1993, bin Laden envió a un emisario, Qari el-Said, con 40.000 dólares a Argelia para ayudar a los islamistas e instar a la guerra en lugar de negociar con el gobierno. Su consejo fue escuchado. La guerra que siguió causó la muerte de 150.000 a 200.000 argelinos y terminó con la rendición islamista al gobierno. En enero de 1996, la CIA lanzó una nueva unidad de su Centro de Contraterrorismo (CTC) llamada Bin Laden Issue Station, cuyo nombre en código es "Alec Station", para rastrear y llevar a cabo operaciones contra las actividades de Bin Laden. La Estación Emisora ​​Bin Laden estaba dirigida por Michael Scheuer, un veterano de la Rama de Extremismo Islámico de la CTC. [146]

Ataques de finales de la década de 1990

Se ha afirmado que bin Laden financió la masacre de Luxor del 17 de noviembre de 1997, [147] [148] [149] que mató a 62 civiles e indignó al público egipcio. A mediados de 1997, la Alianza del Norte amenazó con invadir Jalalabad, lo que provocó que bin Laden abandonara su complejo de Najim Jihad y trasladara sus operaciones a Tarnak Farms en el sur. [150]

Otro ataque exitoso se llevó a cabo en la ciudad de Mazar-i-Sharif en Afganistán. Bin Laden ayudó a cimentar su alianza con los talibanes al enviar varios cientos de combatientes árabes afganos para ayudar a los talibanes a matar entre cinco y seis mil hazaras que invadían la ciudad. [151]

En febrero de 1998, Osama bin Laden y Ayman al-Zawahiri firmaron conjuntamente un fatwa en nombre del Frente Islámico Mundial para la Jihad Contra Judíos y Cruzados, que declaró el asesinato de norteamericanos y sus aliados como un "deber individual para cada musulmán" para liberar la Mezquita de al-Aqsa (en Jerusalén) y la mezquita sagrada (en La Meca) de su agarre. [152] [153] En el anuncio público, fatwa bin Laden anunció que los norteamericanos son "objetivos muy fáciles". Dijo a los periodistas asistentes: "Verán los resultados de esto en muy poco tiempo". [154]

Bin Laden y al-Zawahiri organizaron un congreso de al-Qaeda el 24 de junio de 1998. [155] Los atentados con bombas en la embajada de Estados Unidos en 1998 fueron una serie de ataques que ocurrieron el 7 de agosto de 1998, en los que cientos de personas murieron en un camión bomba simultáneo. explosiones en las embajadas de Estados Unidos en las principales ciudades de África Oriental de Dar es Salaam, Tanzania, y Nairobi, Kenia. [156] Los ataques estaban vinculados a miembros locales de la Jihad Islámica Egipcia, atrajeron a Osama bin Laden y Ayman al-Zawahiri a la atención del público de Estados Unidos por primera vez. Posteriormente, Al-Qaeda se atribuyó la responsabilidad de los atentados. [156]

En represalia por los atentados con bombas en la embajada, el presidente Bill Clinton ordenó una serie de ataques con misiles de crucero contra objetivos relacionados con bin Laden en Sudán y Afganistán el 20 de agosto de 1998. [156] En diciembre de 1998, el director del Centro Central de Inteligencia Contra el Terrorismo informó al presidente Clinton que al-Qaeda se estaba preparando para ataques en los Estados Unidos de América, incluido el entrenamiento de personal para secuestrar aviones. [157] El 7 de junio de 1999, la Oficina Federal de Investigaciones de los Estados Unidos colocó a bin Laden en su lista de los diez más buscados. [158]

A finales de 2000, Richard Clarke reveló que militantes islámicos encabezados por bin Laden habían planeado un triple ataque el 3 de enero de 2000, que habría incluido atentados con bombas en Jordania del Hotel Radisson SAS en Amman, turistas en el Monte Nebo y un sitio en el río Jordán, así como el hundimiento del destructor USS Los Sullivan en Yemen, y un ataque a un objetivo dentro de los Estados Unidos. El plan fue frustrado por el arresto de la célula terrorista jordana, el hundimiento del esquife lleno de explosivos destinado al destructor y el arresto de Ahmed Ressam. [159]

Guerras yugoslavas

En octubre de 2001, un exfuncionario del Departamento de Estado de Estados Unidos describió a Bosnia y Herzegovina como un refugio seguro para los terroristas y afirmó que elementos militantes del antiguo gobierno de Sarajevo estaban protegiendo a los extremistas, algunos con vínculos con Osama bin Laden. [160] En 1997, Rzeczpospolita, uno de los periódicos más importantes de Polonia, había informado de que los servicios de inteligencia de la Brigada Nórdica-Polaca SFOR sospechaban que en la aldea de Bocina Donja, cerca de Maglaj, en Bosnia y Herzegovina, se encontraba un centro de adiestramiento de terroristas de países islámicos. En 1992, cientos de voluntarios se unieron a una unidad de muyahidines llamada El Moujahed en una fábrica abandonada en la ladera, un recinto con un hospital y una sala de oración.

Según informes de inteligencia de Oriente Medio, bin Laden financió pequeños convoyes de reclutas del mundo árabe a través de sus negocios en Sudán. Entre ellos se encontraba Karim Said Atmani, quien fue identificado por las autoridades como el falsificador de documentos de un grupo de argelinos acusados ​​de planear los atentados en Estados Unidos. [161] Es un ex compañero de habitación de Ahmed Ressam, el hombre arrestado en la frontera entre Canadá y Estados Unidos a mediados de diciembre de 1999 con un automóvil lleno de nitroglicerina y materiales para fabricar bombas. [162] [163] Fue condenado por connivencia con Osama bin Laden por un tribunal francés. [164]

Una búsqueda de pasaportes y registros de residencia realizada por el gobierno bosnio, realizada a instancias de los Estados Unidos, reveló otros ex muyahidines que estaban vinculados al mismo grupo argelino o a otros grupos de presuntos terroristas, y que habían vivido en la zona a 100 km (60 mi ) al norte de Sarajevo, la capital, en los últimos años. Khalil al-Deek fue arrestado en Jordania a fines de diciembre de 1999 bajo sospecha de estar involucrado en un complot para volar sitios turísticos. Un segundo hombre con ciudadanía bosnia, Hamid Aich, vivía en Canadá al mismo tiempo que Atmani y trabajaba para una organización benéfica asociada con Osama bin Laden. En su informe del 26 de junio de 1997 sobre el bombardeo del edificio Al Khobar en Riad, Arabia Saudita, Los New York Times señaló que los detenidos confesaron haber prestado servicios en las fuerzas musulmanas de Bosnia. Además, los hombres capturados también admitieron tener vínculos con Osama bin Laden. [165] [166] [ verificación necesaria ]

En 1999, la prensa informó que bin Laden y su asistente tunecino Mehrez Aodouni obtuvieron la ciudadanía y pasaportes bosnios en 1993 por parte del gobierno de Sarajevo. El gobierno bosnio negó esta información luego de los ataques del 11 de septiembre, pero luego se descubrió que Aodouni fue arrestado en Turquía y que en ese momento poseía el pasaporte bosnio. Tras esta revelación, se dio una nueva explicación de que bin Laden no recogió personalmente su pasaporte bosnio y que los funcionarios de la embajada de Bosnia en Viena, que emitieron el pasaporte, no podían saber quién era Bin Laden en ese momento. [165] [166] [ verificación necesaria ]

El diario bosnio Oslobođenje publicó en 2001 que tres hombres, presuntamente vinculados a bin Laden, fueron arrestados en Sarajevo en julio de 2001. Los tres, uno de los cuales fue identificado como Imad El Misri, eran ciudadanos egipcios. El periódico dijo que dos de los sospechosos tenían pasaportes bosnios. [ cita necesaria ]

El director de SHISH, Fatos Klosi, dijo que Osama dirigía una red terrorista en Albania para participar en la guerra de Kosovo bajo el disfraz de una organización humanitaria y se informó que se inició en 1994. Claude Kader, quien era miembro, testificó su existencia durante su juicio. [167] En 1998, cuatro miembros de la Jihad Islámica Egipcia (EIJ) fueron arrestados en Albania y extraditados a Egipto. [168] Los combatientes muyahidines fueron organizados por líderes islámicos en Europa occidental aliados a él y Zawihiri. [169]

Durante su juicio en el Tribunal Penal Internacional para la ex Yugoslavia, el ex presidente serbio Slobodan Milošević citó de un supuesto informe del FBI que al-Qaeda de bin Laden tenía presencia en los Balcanes y ayudó al Ejército de Liberación de Kosovo. Afirmó que bin Laden había utilizado Albania como plataforma de lanzamiento para la violencia en la región y Europa. Afirmó que le habían informado a Richard Holbrooke que el ELK estaba siendo ayudado por al-Qaeda, pero Estados Unidos decidió cooperar con el ELK y, por lo tanto, indirectamente con Osama a pesar de los atentados con bombas de 1998 en la embajada de Estados Unidos. Milošević había argumentado que Estados Unidos ayudó a los terroristas, lo que culminó con su respaldo al bombardeo de Yugoslavia por la OTAN en 1999 durante la guerra de Kosovo. [170] [171] [172] [173]

Ataques del 11 de septiembre

Dios sabe que no se nos pasó por la cabeza atacar las Torres, pero después de que la situación se volvió insoportable y fuimos testigos de la injusticia y la tiranía de la alianza estadounidense-israelí contra nuestro pueblo en Palestina y el Líbano, lo pensé.Y los eventos que me afectaron directamente fueron los de 1982 y los eventos que siguieron, cuando Estados Unidos permitió que los israelíes invadieran el Líbano, ayudados por la Sexta Flota de Estados Unidos. Mientras observaba las torres destruidas en el Líbano, se me ocurrió castigar a los injustos de la misma manera: destruir torres en América para que pudiera probar algo de lo que estamos probando y dejar de matar a nuestros niños y mujeres.

Después de su negación inicial, [175] [176] [177] a raíz de los ataques, bin Laden anunció, "lo que Estados Unidos está probando hoy no es nada comparado con lo que hemos probado durante décadas. umma Conoce esta humillación y desprecio desde hace más de ochenta años. Sus hijos son asesinados, su sangre se derrama, sus lugares sagrados son atacados y no se rige según el mandato de Allah. A pesar de esto, a nadie le importa ". [178] En respuesta a los ataques, Estados Unidos lanzó la Guerra contra el Terrorismo para deponer al régimen talibán en Afganistán y capturar a operativos de Al Qaeda, y varios países reforzaron su legislación antiterrorista para impedir ataques futuros. La División de Actividades Especiales de la CIA recibió la iniciativa para rastrear y matar o capturar a bin Laden. [179] La Oficina Federal de Investigaciones ha declarado que las pruebas clasificadas [180] que vinculan a al-Qaeda y bin Laden con los ataques del 11 de septiembre es claro e irrefutable. [181] El gobierno del Reino Unido llegó a una conclusión similar con respecto a la culpabilidad de al-Qaeda y Osama bin Laden por los ataques del 11 de septiembre, aunque el informe del gobierno señaló que la evidencia presentada no es necesariamente suficiente para procesar el caso. [182 ]

Bin Laden inicialmente negó su participación en los ataques. El 16 de septiembre de 2001, bin Laden leyó una declaración transmitida posteriormente por el canal satelital Al Jazeera de Qatar negando la responsabilidad del ataque. [183] ​​En una cinta de video recuperada por las fuerzas estadounidenses en noviembre de 2001 en Jalalabad, se vio a bin Laden discutiendo el ataque con Khaled al-Harbi de una manera que indica conocimiento previo. [184] La cinta fue transmitida en varias cadenas de noticias el 13 de diciembre de 2001. Se han disputado los méritos de esta traducción. El arabista Dr. Abdel El M. Husseini declaró: "Esta traducción es muy problemática. En los lugares más importantes donde se lleva a cabo para probar la culpabilidad de Bin Laden, no es idéntica al árabe". [185]

En el video de 2004, bin Laden abandonó sus negaciones sin retractarse de declaraciones pasadas. En él dijo que había dirigido personalmente a los diecinueve secuestradores. [186] [187] En la cinta de 18 minutos, reproducida en Al-Jazeera, cuatro días antes de las elecciones presidenciales estadounidenses, bin Laden acusó al presidente estadounidense George W. Bush de negligencia en el secuestro de los aviones el 11 de septiembre. [186 ] Según las cintas, bin Laden afirmó que se inspiró para destruir el World Trade Center después de ver la destrucción de torres en el Líbano por parte de Israel durante la Guerra del Líbano de 1982. [188]

A través de otras dos cintas transmitidas por Al Jazeera en 2006, Osama bin Laden anunció: "Yo soy el que está a cargo de los diecinueve hermanos. Fui responsable de encomendar las redadas a los diecinueve hermanos" (23 de mayo de 2006). [189] En las cintas se le vio con Ramzi bin al-Shibh, así como con dos de los secuestradores del 11 de septiembre, Hamza al-Ghamdi y Wail al-Shehri, mientras se preparaban para los ataques (cinta de vídeo transmitida el 7 de septiembre , 2006). [190] Las motivaciones identificadas de los ataques del 11 de septiembre incluyen el apoyo de Israel por parte de Estados Unidos, la presencia del ejército estadounidense en el Reino de Arabia Saudita y la aplicación de las sanciones estadounidenses contra Irak.

El 16 de marzo de 1998, Libia emitió la primera orden de arresto oficial de Interpol contra Bin Laden y otras tres personas. Fueron acusados ​​de matar a Silvan Becker, agente del servicio de inteligencia nacional de Alemania, la Oficina Federal para la Protección de la Constitución, en el Departamento de Terrorismo, ya su esposa Vera en Libia el 10 de marzo de 1994. [81] [191] Bin Laden todavía era buscado por el gobierno libio en el momento de su muerte. [192] [193] Osama bin Laden fue acusado por primera vez por un gran jurado de los Estados Unidos el 8 de junio de 1998 por cargos de conspiración para atacar a los servicios públicos de defensa de los Estados Unidos y los fiscales acusaron además que Bin Laden era el jefe de la organización terrorista llamada al-Qaeda, y que él era un importante patrocinador financiero de los combatientes islámicos en todo el mundo. [194] El 4 de noviembre de 1998, Osama bin Laden fue acusado formalmente por un Gran Jurado Federal en el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York, por cargos de Asesinato de ciudadanos estadounidenses fuera de los Estados Unidos, conspiración para asesinar a ciudadanos estadounidenses fuera de los Estados Unidos y ataques a una instalación federal que resultaron en muerte [195] por su presunto papel en los atentados con bomba de las embajadas de Estados Unidos en 1998 en Kenia y Tanzania. La evidencia contra bin Laden incluyó testimonios en la sala de audiencias de ex miembros de al-Qaeda y registros de teléfonos satelitales, de un teléfono comprado para él por el agente de adquisiciones de al-Qaeda Ziyad Khaleel en los Estados Unidos. [196] [197] Sin embargo, los talibanes decidieron no extraditar a Bin Laden sobre la base de que no había pruebas suficientes publicadas en las acusaciones y que los tribunales no musulmanes carecían de legitimación para juzgar a los musulmanes. [198]

Bin Laden se convirtió en la persona número 456 en la lista de los diez fugitivos más buscados del FBI, cuando fue agregado el 7 de junio de 1999, luego de su acusación junto con otros por crímenes capitales en los ataques a la embajada de 1998. Los intentos de asesinato y las solicitudes de extradición de bin Laden de los talibanes de Afganistán fracasaron antes del bombardeo de Afganistán en octubre de 2001. [199] En 1999, el presidente estadounidense Bill Clinton convenció a las Naciones Unidas de imponer sanciones contra Afganistán en una intento de obligar a los talibanes a extraditarlo. [200]

El 10 de octubre de 2001, bin Laden también apareció en la lista inicial de los 22 terroristas más buscados por el FBI, que fue revelada al público por el presidente de los Estados Unidos, George W. Bush, en respuesta directa a los ataques del 11 de septiembre. , pero que nuevamente se basó en la acusación por el ataque a la embajada de 1998. Bin Laden estaba entre un grupo de trece terroristas fugitivos buscados en esa última lista para ser interrogados sobre los atentados con bombas en la embajada de 1998. Bin Laden sigue siendo el único fugitivo que figura en ambas listas de fugitivos del FBI.

A pesar de las múltiples acusaciones enumeradas anteriormente y las múltiples solicitudes, los talibanes se negaron a extraditar a Osama bin Laden. Sin embargo, se ofrecieron a juzgarlo ante un tribunal islámico si se proporcionaban pruebas de la participación de Osama bin Laden en los ataques del 11 de septiembre. No fue hasta ocho días después de que comenzara el bombardeo de Afganistán en octubre de 2001 que los talibanes finalmente se ofrecieron a entregar a Osama bin Laden a un tercer país para ser juzgado a cambio de que Estados Unidos pusiera fin al bombardeo. Esta oferta fue rechazada por el presidente Bush afirmando que esto ya no era negociable, y Bush respondió que "no hay necesidad de discutir la inocencia o la culpa. Sabemos que es culpable". [201]

El 15 de junio de 2011, los fiscales federales de los Estados Unidos de América retiraron oficialmente todos los cargos penales contra Osama bin Laden tras su muerte en mayo. [202]

Administración Clinton

Capturar a Osama bin Laden había sido un objetivo del gobierno de Estados Unidos desde la presidencia de Bill Clinton. [203] Poco después de los ataques del 11 de septiembre, se reveló que el presidente Clinton había firmado una directiva que autorizaba a la CIA (y específicamente a su División de Actividades Especiales de élite) a detener a bin Laden y llevarlo a los Estados Unidos para ser juzgado después de 1998. atentados con bombas en embajadas en África si se consideraba imposible capturar vivo a bin Laden, se autorizaba la aplicación de la fuerza letal. [204] El 20 de agosto de 1998, 66 misiles de crucero lanzados por barcos de la Armada de los Estados Unidos en el Mar Arábigo golpearon los campos de entrenamiento de Bin Laden cerca de Khost en Afganistán, perdiéndolo por unas pocas horas. [205] En 1999, la CIA, junto con la inteligencia militar paquistaní, había preparado un equipo de aproximadamente 60 comandos paquistaníes para infiltrarse en Afganistán para capturar o matar a Bin Laden, pero el plan fue abortado por el golpe de Estado de 1999 en Pakistán [205] en En 2000, agentes extranjeros que trabajaban en nombre de la CIA habían disparado una granada propulsada por cohetes contra un convoy de vehículos en el que bin Laden viajaba a través de las montañas de Afganistán, impactando a uno de los vehículos, pero no al en el que viajaba bin Laden. [204]

En 2000, antes de los ataques del 11 de septiembre, Paul Bremer caracterizó a la administración Clinton como correctamente centrada en bin Laden, mientras que Robert Oakley criticó su obsesión por Osama. [159]

Administración Bush

Inmediatamente después de los ataques del 11 de septiembre, los funcionarios del gobierno de Estados Unidos nombraron a bin Laden y la organización al-Qaeda como los principales sospechosos y ofrecieron una recompensa de $ 25 millones por información que condujera a su captura o muerte. [28] [206] El 13 de julio de 2007, el Senado votó para duplicar la recompensa a 50 millones de dólares, aunque la cantidad nunca se modificó. [207] La ​​Asociación de Pilotos de Aerolíneas y la Asociación de Transporte Aéreo ofrecieron una recompensa adicional de 2 millones de dólares. [208]

De acuerdo a El Washington Post, el gobierno de EE. UU. concluyó que Osama bin Laden estuvo presente durante la Batalla de Tora Bora, Afganistán, a fines de 2001, y según funcionarios civiles y militares con conocimiento de primera mano, el fracaso de los EE. UU. en comprometer suficientes tropas terrestres estadounidenses para cazarlo condujo a su fuga y fue el fracaso más grave de Estados Unidos en la guerra contra al-Qaeda. Los funcionarios de inteligencia reunieron lo que creyeron que era evidencia decisiva, a partir de interrogatorios contemporáneos y posteriores y comunicaciones interceptadas, de que Bin Laden comenzó la Batalla de Tora Bora dentro del complejo de cuevas a lo largo de la montañosa frontera oriental de Afganistán. [209]

El Washington Post También informó que la unidad de la CIA compuesta por fuerzas paramilitares de operaciones especiales dedicadas a capturar a Bin Laden fue clausurada a fines de 2005 [210].

Las fuerzas estadounidenses y afganas asaltaron las cuevas montañosas de Tora Bora entre el 14 y el 16 de agosto de 2007. El ejército fue atraído al área después de recibir información de inteligencia de una reunión previa al Ramadán celebrada por miembros de al-Qaeda. Después de matar a decenas de miembros de al-Qaeda y talibanes, no encontraron ni a Osama bin Laden ni a Ayman al-Zawahiri. [211]

Administración de Obama

El 7 de octubre de 2008, en el segundo debate presidencial, sobre política exterior, el entonces candidato presidencial Barack Obama prometió: "Mataremos a bin Laden. Aplastaremos a al-Qaeda. Esa debe ser nuestra mayor prioridad de seguridad nacional". [212] Al ser elegido, el entonces presidente electo Obama expresó sus planes de renovar el compromiso de Estados Unidos de encontrar al líder de Al Qaeda, Osama bin Laden, según sus asesores de seguridad nacional en un esfuerzo por acelerar la búsqueda del terrorista. [212] El presidente Obama rechazó la política de la administración Bush sobre bin Laden que combinó todas las amenazas terroristas de al-Qaeda a Hamas a Hezbollah, reemplazándola con un enfoque encubierto, parecido a un láser, en al-Qaeda y su engendro. [213] [214]

El secretario de Defensa de Estados Unidos, Robert Gates, dijo en diciembre de 2009 que los funcionarios no habían tenido información confiable sobre el paradero de Bin Laden durante años. Una semana después, el general Stanley McChrystal, el máximo comandante de Estados Unidos en Afganistán, dijo en diciembre de 2009 que Al Qaeda no sería derrotada a menos que su líder, Osama bin Laden, fuera capturado o asesinado. Al testificar ante el Congreso de los Estados Unidos, dijo que bin Laden se había convertido en una figura icónica, cuya supervivencia envalentona a al-Qaeda como una organización de franquicias en todo el mundo, y que el despliegue de Obama de 30.000 tropas adicionales en Afganistán significaba que el éxito sería posible. "No creo que finalmente podamos derrotar a Al Qaeda hasta que sea capturado o asesinado", dijo McChrystal sobre bin Laden. Según él, matar o capturar a bin Laden no significaría el fin de al-Qaeda, pero el movimiento no podría ser erradicado mientras permaneciera prófugo. [215]

En abril de 2011, el presidente Obama ordenó una operación encubierta para matar o capturar a Bin Laden. El 2 de mayo de 2011, la Casa Blanca anunció que el SEAL Team Six había llevado a cabo con éxito la operación, matándolo en su complejo de Abbottabad en Pakistán. [216]

Al referirse a Osama bin Laden en un clip de película de CNN el 17 de septiembre de 2001, el entonces presidente George W. Bush declaró: "Quiero justicia. Hay un cartel viejo en el oeste, según recuerdo, que decía: 'Se busca: muerto o vivo'". [217] Posteriormente, bin Laden se retiró aún más del contacto público para evitar la captura. Se emitieron numerosos informes de prensa especulativos sobre su paradero o incluso su muerte, algunos colocaron a Bin Laden en diferentes lugares durante períodos de tiempo superpuestos. Ninguno fue probado definitivamente. Después de que las ofensivas militares en Afganistán no lograron descubrir su paradero, Pakistán fue identificado regularmente como su presunto escondite. A continuación se presentan algunos de los informes contradictorios sobre el paradero de Bin Laden y las afirmaciones erróneas sobre su muerte:

  • El 11 de diciembre de 2005, una carta de Atiyah Abd al-Rahman a Abu Musab al-Zarqawi indicó que bin Laden y el liderazgo de al-Qaeda tenían su base en la región de Waziristán en Pakistán en ese momento. En la carta, traducida por el Centro de Combate al Terrorismo del Ejército de Estados Unidos en West Point, Atiyah instruye a Zarqawi para que envíe mensajeros a Waziristán para que se reúnan con los hermanos del liderazgo. Al-Rahman también indica que bin Laden y al-Qaeda son débiles y tienen muchos de sus propios problemas. La carta ha sido considerada auténtica por funcionarios militares y antiterroristas, según El Washington Post. [218][219]
  • Al-Qaeda siguió publicando videos urgentes y verificados profesionalmente que demuestran la supervivencia continua de bin Laden, incluso en agosto de 2007. [220] Bin Laden se atribuyó la responsabilidad exclusiva de los ataques del 11 de septiembre y negó específicamente cualquier conocimiento previo de ellos por parte de los talibanes o los Pueblo afgano. [221]
  • En 2009, un equipo de investigación dirigido por Thomas W. Gillespie y John A. Agnew de UCLA utilizó un análisis geográfico asistido por satélite para identificar tres compuestos en Parachinar como posibles escondites de Bin Laden. [222]
  • En marzo de 2009, el Noticias diarias de Nueva York informó que la búsqueda de bin Laden se había centrado en el distrito de Chitral de Pakistán, incluido el valle de Kalam. El autor Rohan Gunaratna declaró que los líderes de al-Qaeda capturados habían confirmado que bin Laden se escondía en Chitral. [223]
  • En la primera semana de diciembre de 2009, un detenido talibán en Pakistán dijo que tenía información de que bin Laden estaba en Afganistán en 2009. El detenido informó que en enero o febrero (2009) conoció a un contacto de confianza que había visto a bin Laden en Afganistán sobre 15 a 20 días antes. Sin embargo, el 6 de diciembre de 2009, el secretario de Defensa de Estados Unidos, Robert Gates, declaró que Estados Unidos no había tenido información confiable sobre el paradero de bin Laden en años. [224] El primer ministro de Pakistán, Gillani, rechazó las afirmaciones de que Osama bin Laden se escondía en Pakistán. [225]
  • El 9 de diciembre de 2009, BBC News informó que el general del ejército estadounidense Stanley A. McChrystal (comandante de las fuerzas estadounidenses y de la ISAF en Afganistán desde el 15 de junio de 2009 hasta el 23 de junio de 2010) enfatizó la importancia continua de la captura o asesinato de bin Laden, lo que indica que el alto mando estadounidense creía que bin Laden todavía estaba vivo. [226]
  • El 2 de febrero de 2010, el presidente afgano Hamid Karzai llegó a Arabia Saudita para una visita oficial. La agenda incluía una discusión sobre un posible papel saudí en el plan de Karzai para reintegrar a los militantes talibanes. Durante la visita, un funcionario anónimo del Ministerio de Relaciones Exteriores de Arabia Saudita declaró que el reino no tenía intención de involucrarse en el establecimiento de la paz en Afganistán a menos que los talibanes rompieran los lazos con los extremistas y expulsaran a Osama bin Laden. [227]
  • El 7 de junio de 2010, el periódico kuwaití Al-Seyassah informó que bin Laden se escondía en la ciudad montañosa de Sabzevar, en el noreste de Irán. [228] El 9 de junio, la edición en línea de The Australian News repitió la afirmación. [229] Este informe resultó ser falso.
  • El 18 de octubre de 2010, un funcionario de la OTAN no identificado sugirió que bin Laden estaba vivo, bien y viviendo cómodamente en Pakistán, protegido por elementos de los servicios de inteligencia del país. Un alto funcionario paquistaní negó las acusaciones y dijo que las acusaciones estaban diseñadas para presionar al gobierno paquistaní antes de las conversaciones destinadas a fortalecer los lazos entre Pakistán y Estados Unidos. [230]
  • El 16 de abril de 2011, un informe de Al Jazeera filtrado afirmaba que las fuerzas estadounidenses habían capturado a bin Laden en Afganistán. [231] Este informe resultó ser falso.

El 29 de marzo de 2012, el periódico pakistaní Amanecer adquirió un informe elaborado por funcionarios de seguridad paquistaníes, basado en el interrogatorio de sus tres esposas sobrevivientes, que detallaba sus movimientos mientras vivía bajo tierra en Pakistán. [232]

En una carta de 2010, bin Laden reprendió a los seguidores que habían reinterpretado al-tatarrus—Una doctrina islámica destinada a excusar la matanza involuntaria de no combatientes en circunstancias inusuales— para justificar las masacres rutinarias de civiles musulmanes, que habían vuelto a los musulmanes contra el movimiento extremista. De los grupos afiliados a al-Qaeda, Bin Laden condenó a Tehrik-i-Taliban Pakistan por un ataque a miembros de una tribu hostil, declarando que la operación no está justificada, ya que hubo bajas de no combatientes. Bin Laden escribió que el tatarro La doctrina necesita ser revisada en base al contexto moderno y al establecimiento de límites claros. Pidió a un subordinado que redactara un código de conducta yihadista que restringiría las operaciones militares para evitar víctimas civiles. En Yemen, Bin Laden instó a sus aliados a buscar una tregua que traería estabilidad al país o al menos mostraría a la gente que tenemos cuidado de mantener a los musulmanes a salvo sobre la base de la paz. En Somalia, llamó la atención sobre la pobreza extrema causada por la guerra constante y aconsejó a al-Shabab que buscara el desarrollo económico. Instruyó a sus seguidores de todo el mundo a centrarse en la educación y la persuasión en lugar de entrar en enfrentamientos con los partidos políticos islámicos. [233]

Paradero justo antes de su muerte

En abril de 2011, varios medios de inteligencia estadounidenses pudieron identificar la ubicación sospechosa de Bin Laden cerca de Abbottabad, Pakistán. Anteriormente se creía que bin Laden se escondía cerca de la frontera entre Afganistán y las áreas tribales administradas por el gobierno federal de Pakistán, pero fue encontrado a 160 km (100 millas) de distancia en una mansión de tres pisos sin ventanas en Abbottabad en 34 ° 10′9.51 ″ N 73 ° 14'32.78 ″ E / 34.1693083 ° N 73.2424389 ° E / 34.1693083 73.2424389. [234] [235] [236] La mansión de Bin Laden estaba ubicada a 1,3 km (0,8 millas) al suroeste de la Academia Militar de Pakistán.[237] [238] [239] [240] Los mapas de Google Earth muestran que el compuesto no estaba presente en 2001, pero sí en imágenes tomadas en 2005. [241]

Osama bin Laden fue asesinado en Abbottabad, Pakistán, el 2 de mayo de 2011, poco después de la 1:00 a. M. Hora local (4:00 p. M., Hora del este) [nota 1] [242] [243] por una unidad militar de operaciones especiales de los Estados Unidos. .

La operación, cuyo nombre en código es Operation Neptune Spear, fue ordenada por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y ​​llevada a cabo en una operación de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) de los Estados Unidos por un equipo de SEAL de la Marina de los Estados Unidos del Grupo de Desarrollo de Guerra Especial Naval de los Estados Unidos (también conocido como DEVGRU o informalmente por su nombre anterior, SEAL Team Six) del Comando Conjunto de Operaciones Especiales, [244] con el apoyo de los operativos de la CIA en el terreno. [245] [246] La redada en el complejo de bin Laden en Abbottabad se lanzó desde Afganistán. [247] Después de la redada, los informes en ese momento indicaron que las fuerzas estadounidenses habían llevado el cuerpo de Bin Laden a Afganistán para una identificación positiva y luego lo enterraron en el mar, de acuerdo con la ley islámica, dentro de las 24 horas posteriores a su muerte. [248] Los informes posteriores han puesto en duda este relato, citando, por ejemplo, la ausencia de pruebas de que hubiera un imán a bordo del USS Carl Vinson, donde se dice que tuvo lugar el entierro. [249]

Posteriormente, las autoridades paquistaníes demolieron el complejo en febrero de 2012 [250] para evitar que se convirtiera en un santuario neoislamista. [251] [252] [253] [254] [255] [256] [ citas excesivas ] En febrero de 2013, Pakistán anunció planes para construir un parque de diversiones de ₨ 265 millones de PKR ($ 30 millones de dólares) en el área, incluida la propiedad del antiguo escondite. [257]

En una entrevista en 2019, el primer ministro paquistaní Imran Khan afirmó que la inteligencia paquistaní llevó a la CIA a Osama bin Laden. [258] [259] [260] [261] [262] [263] [264]

Acusaciones de apoyo de Pakistán a la protección de bin Laden

Bin Laden fue asesinado dentro del complejo fortificado de edificios que probablemente fueron construidos para él, [265] y, según los informes, había sido su hogar durante al menos cinco años. [266] [267] El complejo estaba ubicado a menos de una milla de la Academia Militar de Pakistán ya menos de 100 kilómetros de la capital de Pakistán. [245] [268] Si bien los gobiernos de Estados Unidos y Pakistán afirmaron, y luego mantuvieron, que ningún funcionario paquistaní, incluidos los líderes militares de alto rango, conocía el paradero de Bin Laden o tenía conocimiento previo del ataque estadounidense, [269] [270] Carlotta Gall, escribiendo en Revista del New York Times en 2014, informó que el director general del ISI, Ahmad Shuja Pasha, sabía de la presencia de bin Laden en Abbottabad. [271] En 2015 London Review of Books En este artículo, el periodista de investigación Seymour M. Hersh afirmó, citando fuentes estadounidenses, que bin Laden había sido prisionero del ISI en el complejo de Abbottabad desde 2006, que Pasha sabía de antemano de la misión estadounidense y autorizó a los helicópteros que entregaban los SEAL a entrar en Pakistán. espacio aéreo y que la CIA se enteró del paradero de bin Laden por medio de un antiguo oficial de inteligencia paquistaní, a quien se le pagó un estimado de $ 25 millones por la información. [249] Ambas historias fueron negadas por funcionarios estadounidenses y paquistaníes.

Mosharraf Zia, un destacado columnista paquistaní, declaró: "Parece profundamente improbable que bin Laden pudiera haber estado donde fue asesinado sin el conocimiento de algunas partes del estado paquistaní". [272] El enviado de Pakistán a los Estados Unidos, el embajador Husain Haqqani, prometió una "investigación completa" sobre cómo los servicios de inteligencia paquistaníes podrían haber fallado en encontrar a Bin Laden en un recinto fortificado tan cerca de Islamabad. "Obviamente, Bin Laden tenía un sistema de apoyo", dijo. "La cuestión es, ¿ese sistema de apoyo fue dentro del gobierno y el estado de Pakistán, o dentro de la sociedad de Pakistán?" [273]

Otros argumentaron que bin Laden vivía en el complejo con una familia local y nunca usó Internet ni un teléfono móvil, lo que lo habría hecho mucho más fácil de localizar. [274] El presidente de Pakistán, Asif Ali Zardari, negó que las fuerzas de seguridad de su país protegieran a bin Laden y llamó a cualquier supuesto apoyo a bin Laden por parte del gobierno paquistaní como especulación infundada. [275] [276] Funcionarios del gobierno dijeron que los recursos limitados del país se habían destinado a su guerra contra los talibanes de Pakistán y otros insurgentes que representaban una amenaza activa para ellos, en lugar de encontrar o albergar a Bin Laden. [277]


Bin Laden asesinado por Estados Unidos, anuncia Obama

Según se informa, el autor intelectual terrorista murió durante un tiroteo de 40 minutos en la ciudad de Abbottabad, Pakistán. Luego de lograr la muerte de bin Laden, el escuadrón de la muerte estadounidense se apoderó de su cuerpo para que se realicen pruebas de ADN para verificar su identidad. Según los primeros informes de ABC News, el ejército de los EE. UU. Tenía el cuerpo en su poder, pero los informes posteriores anunciaron que el cuerpo de bin Laden había sido & # 8220 enterrado en el mar & # 8221.

Durante su discurso a la nación desde la Casa Blanca, el presidente Obama explicó que Osama bin Laden fue asesinado por un pequeño equipo de operaciones especiales desplegado por las fuerzas del Comando Conjunto de Operaciones Especiales en Pakistán que trabajaba con inteligencia proporcionada por la Agencia Central de Inteligencia (CIA).

Los primeros informes indican que los agentes de inteligencia estadounidenses que operan dentro de Pakistán han estado rastreando efectivamente los movimientos de bin Laden desde agosto.

La historia se desarrolló cuando los representantes de los medios fueron informados por la Casa Blanca de que el presidente pronunciaría un discurso de importancia histórica.

Finalmente, a las 11:30 pm EDT, el presidente Barack Obama inició su discurso con la siguiente narración de la secuencia relevante de hechos que llevaron a la muerte del hombre que se presume planeó los ataques terroristas contra Estados Unidos perpetrados el 11 de septiembre. 2001:

Hoy, bajo mi dirección, Estados Unidos lanzó una operación selectiva contra ese complejo, en Abbottabad, Pakistán. Un pequeño equipo de estadounidenses llevó a cabo la operación con un valor y una capacidad extraordinarios. Ningún estadounidense resultó herido. Se cuidaron de evitar víctimas civiles. Después de un tiroteo, mataron a Osama Bin Laden y se llevaron su cuerpo.

Además de Osama bin Laden, había otras tres personas que lo acompañaban al complejo en el norte de Pakistán donde se llevó a cabo la exitosa misión. Según se informa, una de las otras personas era el hijo mayor de Bin Laden.

Tan pronto como el presidente concluyó su anuncio, decenas de personas inundaron las calles fuera de la Casa Blanca y en Times Square en la ciudad de Nueva York, celebrando salvajemente y coreando "EE. UU." La atmósfera olía a la locura del Mardi Gras o la víspera de Año Nuevo.

El presidente Obama informó a sus dos predecesores inmediatos de la muerte del hombre que durante una década había eludido a las fuerzas especiales estadounidenses.

El ex presidente George W. Bush dijo: & # 8220 Este logro trascendental marca una victoria para Estados Unidos, para las personas que buscan la paz en todo el mundo y para todos aquellos que perdieron a sus seres queridos el 11 de septiembre de 2001 & # 8221.

El ex presidente Bill Clinton declaró que la exitosa misión es & # 8220 un momento profundamente importante para las personas de todo el mundo que desean construir un futuro común de paz, libertad y cooperación para nuestros niños & # 8221.


Osama Bin Laden muerto

Esta noche, el presidente Obama se dirigió a la nación para anunciar que Estados Unidos ha matado a Osama bin Laden, el líder de al Qaeda. Vea sus comentarios completos aquí o lea sus comentarios completos a continuación, y obtenga más información de la transcripción de la conferencia telefónica de la Casa Blanca posterior.

EL PRESIDENTE: Buenas noches. Esta noche, puedo informar al pueblo estadounidense y al mundo que Estados Unidos ha llevado a cabo una operación que mató a Osama bin Laden, el líder de Al Qaeda, y un terrorista responsable del asesinato de miles de hombres, mujeres y niños.

Hace casi 10 años que un brillante día de septiembre se vio ensombrecido por el peor ataque contra el pueblo estadounidense en nuestra historia. Las imágenes del 11 de septiembre están grabadas en nuestra memoria nacional: aviones secuestrados que atraviesan un cielo despejado de septiembre, las torres gemelas se derrumban en el suelo, el humo negro se eleva desde el Pentágono, los restos del vuelo 93 en Shanksville, Pensilvania, donde las acciones de ciudadanos heroicos salvaron aún más angustia y destrucción.

Y, sin embargo, sabemos que las peores imágenes son aquellas que el mundo no vio. El asiento vacío en la mesa del comedor. Niños que se vieron obligados a crecer sin su madre ni su padre. Padres que nunca conocerían el sentimiento del abrazo de su hijo. Casi 3.000 ciudadanos nos quitaron, dejando un gran vacío en nuestros corazones.

El 11 de septiembre de 2001, en nuestro momento de dolor, el pueblo estadounidense se unió. Les ofrecimos una mano a nuestros vecinos y ofrecimos nuestra sangre a los heridos. Reafirmamos nuestros lazos entre nosotros y nuestro amor por la comunidad y el país. Ese día, sin importar de dónde venimos, a qué Dios oramos o de qué raza o etnia éramos, estábamos unidos como una familia estadounidense.

También estábamos unidos en nuestra determinación de proteger a nuestra nación y llevar ante la justicia a quienes cometieron este cruel ataque. Rápidamente supimos que los ataques del 11 de septiembre fueron llevados a cabo por Al Qaeda, una organización encabezada por Osama bin Laden, que había declarado abiertamente la guerra a Estados Unidos y estaba comprometida a matar inocentes en nuestro país y en todo el mundo. Y entonces fuimos a la guerra contra Al Qaeda para proteger a nuestros ciudadanos, nuestros amigos y nuestros aliados.

Durante los últimos 10 años, gracias al incansable y heroico trabajo de nuestros militares y nuestros profesionales de la lucha contra el terrorismo, hemos logrado grandes avances en ese esfuerzo. Hemos interrumpido los ataques terroristas y fortalecido la defensa de nuestra patria. En Afganistán, eliminamos al gobierno talibán, que les había dado refugio y apoyo a Bin Laden y al Qaeda. Y en todo el mundo, trabajamos con nuestros amigos y aliados para capturar o matar a decenas de terroristas de Al Qaeda, incluidos varios que formaron parte del complot del 11 de septiembre.

Sin embargo, Osama bin Laden evitó la captura y escapó a través de la frontera afgana hacia Pakistán. Mientras tanto, al Qaeda continuó operando desde esa frontera y operando a través de sus afiliadas en todo el mundo.

Y así, poco después de asumir el cargo, le ordené a Leon Panetta, el director de la CIA, que hiciera del asesinato o captura de bin Laden la máxima prioridad de nuestra guerra contra Al Qaeda, incluso mientras continuamos nuestros esfuerzos más amplios para interrumpir, desmantelar y derrotar a su red.

Luego, en agosto pasado, después de años de arduo trabajo por parte de nuestra comunidad de inteligencia, se me informó sobre una posible pista de bin Laden. Estaba lejos de ser seguro, y se necesitaron muchos meses para ejecutar este hilo. Me reuní repetidamente con mi equipo de seguridad nacional a medida que desarrollábamos más información sobre la posibilidad de que hubiéramos localizado a bin Laden escondido dentro de un complejo en las profundidades de Pakistán. Y finalmente, la semana pasada, determiné que teníamos suficiente inteligencia para actuar y autoricé una operación para atrapar a Osama bin Laden y llevarlo ante la justicia.

Hoy, bajo mi dirección, Estados Unidos lanzó una operación selectiva contra ese complejo en Abbottabad, Pakistán. Un pequeño equipo de estadounidenses llevó a cabo la operación con un valor y una capacidad extraordinarios. Ningún estadounidense resultó herido. Se cuidaron de evitar víctimas civiles. Después de un tiroteo, mataron a Osama bin Laden y se llevaron su cuerpo.

Durante más de dos décadas, bin Laden ha sido el líder y símbolo de Al Qaeda, y ha seguido tramando ataques contra nuestro país y nuestros amigos y aliados. La muerte de bin Laden marca el logro más significativo hasta la fecha en el esfuerzo de nuestra nación para derrotar a Al Qaeda.

Sin embargo, su muerte no marca el final de nuestro esfuerzo. No hay duda de que Al Qaeda seguirá atacando contra nosotros. Debemos, y lo haremos, permanecer vigilantes en nuestro país y en el extranjero.

Al hacerlo, también debemos reafirmar que Estados Unidos no está, y nunca estará, en guerra con el Islam. Dejé en claro, como lo hizo el presidente Bush poco después del 11 de septiembre, que nuestra guerra no es contra el Islam. Bin Laden no era un líder musulmán, era un asesino en masa de musulmanes. De hecho, Al Qaeda ha masacrado a decenas de musulmanes en muchos países, incluido el nuestro. Por lo tanto, todos los que creen en la paz y la dignidad humana deben recibir con agrado su desaparición.

A lo largo de los años, he dejado en claro en repetidas ocasiones que tomaríamos medidas dentro de Pakistán si supiéramos dónde estaba Bin Laden. Eso es lo que hemos hecho. Pero es importante señalar que nuestra cooperación antiterrorista con Pakistán nos ayudó a llegar a Bin Laden y al complejo donde se escondía. De hecho, bin Laden también le había declarado la guerra a Pakistán y había ordenado ataques contra el pueblo pakistaní.

Esta noche, llamé al presidente Zardari y mi equipo también ha hablado con sus homólogos paquistaníes. Están de acuerdo en que este es un día bueno e histórico para nuestras dos naciones. Y en el futuro, es esencial que Pakistán continúe uniéndose a nosotros en la lucha contra Al Qaeda y sus afiliados.

El pueblo estadounidense no eligió esta pelea. Llegó a nuestras costas y comenzó con la matanza sin sentido de nuestros ciudadanos. Después de casi 10 años de servicio, lucha y sacrificio, conocemos bien los costos de la guerra. Estos esfuerzos me pesan cada vez que yo, como Comandante en Jefe, tengo que firmar una carta a una familia que ha perdido a un ser querido o mirar a los ojos a un miembro del servicio que ha resultado gravemente herido.

Entonces, los estadounidenses comprenden los costos de la guerra. Sin embargo, como país, nunca toleraremos que nuestra seguridad se vea amenazada, ni nos quedaremos de brazos cruzados cuando nuestra gente haya sido asesinada. Seremos implacables en defensa de nuestros ciudadanos y nuestros amigos y aliados. Seremos fieles a los valores que nos hacen quienes somos. Y en noches como esta, podemos decirles a las familias que han perdido a sus seres queridos por el terror de Al Qaeda: Se ha hecho justicia.

Esta noche, damos las gracias a los innumerables profesionales de inteligencia y contraterrorismo que han trabajado incansablemente para lograr este resultado. El pueblo estadounidense no ve su trabajo ni conoce sus nombres. Pero esta noche, sienten la satisfacción de su trabajo y el resultado de su búsqueda de la justicia.

Agradecemos a los hombres que llevaron a cabo esta operación, que ejemplifican la profesionalidad, el patriotismo y la valentía inigualable de quienes sirven a nuestro país. Y son parte de una generación que ha soportado la mayor parte de la carga desde ese día de septiembre.

Finalmente, permítanme decirles a las familias que perdieron a sus seres queridos el 11 de septiembre que nunca hemos olvidado su pérdida, ni hemos vacilado en nuestro compromiso de hacer lo que sea necesario para evitar otro ataque en nuestras costas.

Y esta noche, pensemos en el sentido de unidad que prevaleció el 11 de septiembre. Sé que, a veces, se ha desgastado. Sin embargo, el logro de hoy es un testimonio de la grandeza de nuestro país y la determinación del pueblo estadounidense.

La causa de asegurar nuestro país no está completa. Pero esta noche, se nos recuerda una vez más que Estados Unidos puede hacer lo que nos propongamos. Esa es la historia de nuestra historia, ya sea la búsqueda de la prosperidad para nuestro pueblo o la lucha por la igualdad para todos nuestros ciudadanos, nuestro compromiso de defender nuestros valores en el extranjero y nuestros sacrificios para hacer del mundo un lugar más seguro.

Recordemos que podemos hacer estas cosas no solo por la riqueza o el poder, sino por quiénes somos: una nación, bajo Dios, indivisible, con libertad y justicia para todos.

Gracias. Que Dios te bendiga. Y que Dios bendiga a los Estados Unidos de América.

Sentado de izquierda a derecha, James Clapper, Director de Inteligencia Nacional, Asesor de Seguridad Nacional Tom Donilon, Director de la CIA Leon Panetta, Almirante Mike Mullen, Presidente del Estado Mayor Conjunto, Secretaria de Estado Hillary Rodham Clinton, y Vicepresidente Joe Biden escuchan como Presidente Barack Obama hace una declaración sobre Osama Bin Laden en el East Room de la Casa Blanca el 1 de mayo de 2011 (Foto oficial de la Casa Blanca por Pete Souza)


TimesCast | Reacciones afganas

The Times & # x27s Alissa J. Rubin sobre las reacciones afganas a la muerte de Osama bin Laden & # x27s.

Obama llamó al presidente de Pakistán, Asif Ali Zardari, para informarle sobre la huelga después de que se puso en marcha, y sus asesores llamaron a sus homólogos paquistaníes. "Están de acuerdo en que este es un día bueno e histórico para nuestras dos naciones", dijo Obama.

La ciudad de Abbottabad donde se encontró a Bin Laden ha tenido otra presencia conocida de Al Qaeda en el pasado. Un importante militante indonesio, Umar Patek, fue arrestado allí a principios de este año. Patek estaba protegido por un operativo de Qaeda, un empleado que trabajaba encubierto en la oficina principal de correos, una señal de que Al Qaeda pudo haber tenido otras operaciones en el área.

El ejército paquistaní acordonó las carreteras y callejones que conducen al complejo el lunes. Pero los residentes del área de clase media que fueron contactados por teléfono dijeron que no habían sospechado de los residentes de la casa, a pesar de su tamaño y del hecho de que muy pocas personas parecían salir del complejo.

A medida que se acercaba el inicio de la operación, a muchos funcionarios estadounidenses en el consulado de Estados Unidos en Peshawar, la capital del área noroeste de Pakistán, se les dijo repentinamente que partieran el viernes pasado, dejando solo un grupo básico de personal esencial. Los funcionarios estadounidenses dijeron que les habían dicho que se fueran por temor a un secuestro, pero que no les avisaron de la operación.

Los analistas dijeron que la muerte de Bin Laden equivalía a un doble golpe para Al Qaeda, después de que sus sermones de violencia antioccidental parecieran volverse irrelevantes por la ola de agitación política que se extendía por el mundo árabe.

"Llega en un momento en que la narrativa de Al Qaeda ya está muy en duda en el mundo árabe", dijo Martin S. Indyk, vicepresidente y director de política exterior de la Brookings Institution. “Su narrativa era que la violencia era la forma de redimir el honor y la dignidad árabe. Pero Osama bin Laden y su violencia no lograron derrocar a nadie ".

Los simpatizantes de Al Qaeda reaccionaron con incredulidad, enojo y, en algunos casos, hablaron de represalias. En un sitio web considerado un medio para los mensajes de Qaeda, los administradores del foro eliminaron las publicaciones de los usuarios que anunciaban la muerte de Bin Laden y exigieron que los miembros esperaran hasta que la noticia fuera confirmada por fuentes de Qaeda, según el SITE Intelligence Group, una organización que monitorea a los radicales.

Aun así, dijo SITE, los simpatizantes en el foro publicaron mensajes llamando a Bin Laden mártir y sugiriendo represalias. "Estados Unidos cosechará lo mismo si las noticias son verdaderas y falsas", decía un mensaje. "Los leones seguirán siendo leones y continuarán siguiendo los pasos de Usama", dijo otro, usando una ortografía alternativa del nombre de Bin Laden.

En Estados Unidos, el Consejo de Relaciones Estadounidenses-Islámicas, una organización de defensa, dijo que agradecía la muerte de Bin Laden. "Como hemos dicho repetidamente desde los ataques terroristas del 11 de septiembre, Bin Laden nunca representó a los musulmanes o al Islam", dijo el grupo en un comunicado. "De hecho, además de la muerte de miles de estadounidenses, él y Al Qaeda causaron la muerte de innumerables musulmanes en todo el mundo".

Obama llamó para informar a su predecesor, George W. Bush, quien comenzó la guerra contra Al Qaeda después del 11 de septiembre, pero se sintió frustrado en sus esfuerzos por capturar a Bin Laden "vivo o muerto", como dijo una vez. Bush emitió un comunicado en el que decía: "este logro trascendental marca una victoria para Estados Unidos, para las personas que buscan la paz en todo el mundo y para todos aquellos que perdieron a sus seres queridos el 11 de septiembre de 2001".

"La lucha contra el terrorismo continúa, pero esta noche Estados Unidos ha enviado un mensaje inconfundible: no importa cuánto tiempo se haga, se hará justicia", agregó.

Obama utilizó un lenguaje similar y advirtió que la guerra contra los terroristas no había terminado. "Seremos implacables en defensa de nuestros ciudadanos y nuestros amigos y aliados", dijo. “Seremos fieles a los valores que nos hacen quienes somos. Y en noches como esta, podemos decirles a las familias que han perdido a sus seres queridos por el terror de Al Qaeda, se ha hecho justicia ".

El presidente tuvo cuidado de agregar que, como hizo Bush durante su presidencia, Estados Unidos no está en guerra con el Islam. "Bin Laden no era un líder musulmán, era un asesino en masa de musulmanes", dijo Obama. “De hecho, Al Qaeda ha masacrado a decenas de musulmanes en muchos países, incluido el nuestro. Por lo tanto, todos los que creen en la paz y la dignidad humana deben recibir su fallecimiento ".


Ver el vídeo: Muerte de Osama Bin Laden Estrategia Detallada (Junio 2022).


Comentarios:

  1. Aragal

    Esta es tu opinión

  2. Farley

    Desafortunadamente, no puedo ayudar a nada. Yo creo que encontrarás la decisión correcta. No se desesperen.

  3. Najar

    Gracias, me ha ido a leer.

  4. Townsend

    Esta variante no se me acerca. ¿Quién más, qué puede incitar?

  5. Shamus

    ¿Hablas en serio?

  6. Najib

    Información radicalmente incorrecta



Escribe un mensaje